scorecardresearch

10.000 personas pagarán un 3% menos de impuestos el próximo año

Á.M. / Burgos
-

Es la cifra de contribuyentes que se habrán sumado a un plan personalizado antes del 1 de diciembre. El fin del periodo para solicitar este procedimiento colapsa la Oficina Tributaria

El fin del plazo para pedir el prorrateo de impuestos está incrementando el número de ciudadanos en la planta baja del Ayuntamiento desde que abrió la Oficina. Así estaba ayer. - Foto: Alberto Rodrigo

Si quiere usted ahorrar un 3% en todos sus impuestos municipales sepa que tiene derecho, pero sepa también que debe acogerse a un plan personalizado de pago antes del lunes 1 de diciembre. Es decir, que le queda esta semana para subirse al carro. El año pasado hubo 2.600 burgaleses que pidieron el por entonces llamado ‘plan cuenta fácil’, que permitía dividir en hasta nueve meses el importe total de las obligaciones tributarias (IBI, Vehículos, Basuras, Vados, IAE -si procede-) y ser bonificado con un 1% a cambio. 
La aplicación de un nuevo programa, que ha tenido su reflejo en la constitución de la Oficina Tributaria que se ha ubicado en la planta baja del Ayuntamiento, habilita a la administración a ofrecer el abono de todos esos impuestos en hasta 12 mensualidades, siendo el ciudadano ‘afectado’ el que elige cuándo pagar. A cambio, se le aplicará un 3% de bonificación en todos los cargos.
El plazo para pedir este sistema toca a su fin, lo que ha provocado que en los últimos días haya crecido exponencialmente el número de solicitudes, de forma que, según explicó ayer el concejal de Hacienda, Salvador de Foronda, serán hasta «10.000 personas» las que se vean bonificadas, «lo que significa que somos el segundo ayuntamiento de toda España con mayor éxito en el primer año de aplicación de este sistema y el único que permite todas las posibilidades de pago».
Contestaba así De Foronda a la lluvia de críticas de la oposición por las esperas que están soportando los ciudadanos en la Oficina, que pueden obligar a más de una hora y media de dilación. «Esta semana va a ser dura porque es la última de planes personalizados, pero la previsión es que después pasemos a atender a entre 120 y 150 personas al día, que es un tercio de lo que estamos atendiendo ahora», continuó.
El edil ‘popular’ rechazó que haya sido la implantación de un nuevo sistema informático de recaudación lo que esté provocando este problema ya que, defendió, «si no hubiera un programa nuevo tendríamos las mismas colas pero con el sistema antiguo, que era mucho más farragoso para la administración» al estar basado en el papel y el expediente clásico.
Sí reconoció que en la Oficina hay 19 puestos y que dos no se llegaron a cubrir, teniendo además dos bajas, «una por maternidad y otra por estrés». «Es fácil criticar ahora, pero este ha sido un trabajo de más de un año en el que se han impartido 1.918 horas de formación. Es verdad que los funcionarios ahora no tienen tiempo ni para tomar un café, pero estoy seguro de que esto se normalizará a partir de la próxima semana», continuó.
El concejal aseguró que continuará introduciendo la digitalización y la administración electrónica en el Ayuntamiento, y rechazó la posibilidad de regresar a sistemas pretéritos que, a su juicio, lastraban la modernización.