scorecardresearch

A los asalariados no les salen las cuentas

Agencias
-

Los ingresos medios por persona del pasado año descienden un 0,2% respecto a 2020 hasta los 12.269 euros, lo que impide a muchos empleados irse de vacaciones

A los asalariados no les salen las cuentas

La preocupación de los trabajadores ante la pérdida de poder adquisitivo que están sufriendo vuelve a recordar las congelaciones salariales de la crisis de 2008, después de conocerse hace unos días que los ingresos medios por persona alcanzaron en 2020 los 12.269 euros, cifra un 0,2% inferior a la de 2019 y que significa el primer descenso de este indicador desde 2013, según la Encuesta de Condiciones de Vida del año 2021 publicada por el INE.

Así, tras seis años consecutivos de aumentos, la renta media por trabajador se situó en 2020, año en el que se declaró la pandemia de la COVID, 23 euros por debajo de los de 2019 (12.292 euros).

Teniendo en cuenta este índice de 2020, el porcentaje de asalariados con nóminas por debajo del umbral de riesgo de pobreza alcanzó en 2021 el 21,7% de la población residente en España, siete décimas por encima de la cifra del ejercicio anterior.

Los registros medios anuales más elevados en 2020 se dieron en País Vasco (15.544 euros por persona), Navarra (15.269) y Madrid (14.836), mientras que los más bajos correspondieron a Extremadura (9.500 euros por persona), Murcia (9.931) y Andalucía (9.915).

Con datos ya correspondientes a 2021, el INE señaló que el 33,4% de las familias no tenía capacidad para afrontar gastos imprevistos el año pasado, frente al 35,4% de 2020.

El organismo consideró que los hogares tienen capacidad para hacer frente a gastos imprevistos cuando disponen de recursos propios para ello, es decir, sin recurrir a préstamos o compras a plazos para pagar gastos habituales que antes se liquidaban al contado.

La encuesta puso también de manifiesto que el 8,8% de los hogares llegaba a final de mes con «mucha dificultad» en 2021, porcentaje que se redujo 1,2 puntos respecto a 2020.

El INE subrayó que el número de familias que no se ha podido permitir ir de vacaciones al menos una semana al año se colocó en 2021 en el 32,7%, frente al 34,4% de 2020.

Según reveló el INE, el 14,4% de los hogares admitió que se retrasa en los pagos a la hora de abonar gastos relacionados con la vivienda principal o en compras a plazos en los 12 meses anteriores a la encuesta. Este porcentaje empeoró casi un punto respecto a 2020.

También disminuyó la cifra de hogares que no puede permitirse mantener la vivienda a una temperatura adecuada, al pasar del 10,9% de 2020 al 14,3% en el pasado año.

Canarias (15,2%), Andalucía (12,5%), Murcia (11,8%) fueron las comunidades autónomas con mayores porcentajes de familias que llegaban a fin de mes con «mucha dificultad» en 2021. En contraste, los menores registros los presentan La Rioja (3,1%), País Vasco (4,6%) y Baleares (5,4%).

Mientras, los hogares de Canarias (49,8%), Murcia (43%) y Andalucía (42,4%) son los que menos capacidad tenían en 2021 a la hora de afrontar gastos imprevistos. En el lado contrario figuraron País Vasco (18,4%) y Navarra (20,9%).

Andalucía (45,7%), Murcia (44,4%) y Extremadura (41,6%) se colocaron con los mayores porcentajes de personas que no podían permitirse ir de vacaciones fuera de casa al menos una semana al año en 2021. Los indicadores más bajos se dieron en País Vasco (16,4%), Madrid (21,4%) y La Rioja (22,4%).

En el caso de familias con retrasos en los pagos relacionados con la vivienda principal o en compras a plazos, Canarias (26,2%), Murcia (21,3%) y Baleares (20,3%) presentaron los índices más altos. Por el contrario, La Rioja (8%) y País Vasco (8,8%) registraron los más bajos.