scorecardresearch

El PSOE acusa al PP de desmantelar el área social

Angélica González / Burgos
-

«Al equipo de Gobierno le trae sin cuidado que yo no pueda utilizar la sala de prensa como cualquier otro concejal», denunció la edil socialista Mar Ramírez, que va en silla de ruedas

Mar Ramírez, en la mesa que tienen que colocarle para dirigirse a los medios ya que no puede subir al estrado. - Foto: Luis López Araico

 
De «auténtica crueldad» calificó ayer la concejala socialista del Ayuntamiento de Burgos Mar Ramírez la situación de «desmantelamiento de los servicios sociales» que, a su juicio, se está produciendo en la ciudad debido al recorte imparable del dinero que va destinado a sufragar los gastos de los colectivos más débiles. Y como muestra, recordó que aunque la Junta le debe al Consistorio 867.377 euros destinados a esta materia desde el año pasado «probablemente no se pagarán por las deudas que el Ayuntamiento tiene con el Gobierno regional». Esto, sumado a que el dinero que el Gobierno central entrega las comunidades autónomas para servicios sociales ha pasado de 86 a 2 millones desde el año pasado el panorama resulta «desalentador».  
«Es curiosa la pasividad que el equipo de Gobierno ha demostrado con la falta de pago de la Junta: no sabían que debían esta cantidad hasta que nosotros nos interesamos por el asunto; preguntan a Valladolid y les confirman que no se ha pagado y, finalmente, parece que se va a compensar con las deudas que el Ayuntamiento tiene con la Junta», añadió.
Mar Ramírez recordó que el año pasado se redujo la partida para los servicios sociales básicos en Burgos en 5,1 millones de euros y pidió a la Gerencia responsable del área que para 2014 mantenga las cantidades con las que se contaba antes del año 2011 «aunque también podrían aumentar».
La concejala añadió que esta disminución en las ayudas ha hecho que muchas personas dependientes no puedan prácticamente ni salir de su casa si no tienen la ayuda de la familia. En cuanto a este caso concreto -el de la dependencia- afirmó que en 2013 ha habido 320 personas menos que perciben ayudas. Por servicios, en la ayuda a domicilio, recordó que el tiempo que se dedica a cada usuario se ha reducido «brutalmente» hasta quedarse en 6-8 horas semanales «que no dan ni para levantarles de la cama» y que hay 36 menos; en centros de día, 30 menos y en cuidados en el entorno, 25 menos: «Un total de 1.450 reciben subvenciones para los cuidadores que resultan insultantes porque oscilan entre los 12 y los 30 euros al mes en el 90% de los casos». 
Todos estos datos, Ramírez los comunicó a los periodistas en la sala de prensa del Ayuntamiento pero no en la misma mesa que utilizan todos los concejales, tanto del equipo de Gobierno como de la oposición, sino en una dispuesta ad hoc. La razón es que esta edil va en silla de ruedas y para alcanzar la mesa hay que salvar dos escalones. Desde el principio de la legislatura -mayo de 2011- el PSOEviene pidiendo que se haga accesible esta sala y a día de hoy no se ha conseguido. «Por eso me parece mentira que la ciudad de Burgos quede finalista en un premio de accesibilidad. Al equipo de Gobierno le trae sin cuidado que yo no pueda usar esta sala de prensa como cualquier otro concejal», manifestó Mar Ramírez, que calculó en unos 600 euros el coste de colocar una rampa por la que acceder en silla de ruedas al estrado.