La Policía no puede poner el radar en 'calles 30' sin señal

F.L.D.
-

Es el caso de San Francisco y otras vías de su entorno. Los agentes esperarán a que sea oficial la modificación del reglamento para evitar recursos

La Policía no puede poner el radar en 'calles 30' sin señal - Foto: Miguel Ángel Valdivielso

Desde la entrada en vigor de la Ordenanza de Movilidad y la consiguiente reducción de la velocidad máxima a 30 kilómetros por hora en las calles de un solo carril por sentido, la Policía Local ha incrementado los controles del radar móvil. Los agentes del cuerpo municipal reconocen que por lo general los conductores ya no pisan tanto el acelerador, pero cada día ‘cazan’ a decenas que sobrepasan los límites. Más aún desde que hace aproximadamente un mes adquirieron un cinemómetro doble para todas aquellas vías que tienen dos velocidades, como la calle Vitoria o la avenida del Cid. Han tratado de extender la vigilancia a toda la ciudad, pero hay zonas que, por no estar señalizadas, se han librado, por el momento, de los dispositivos de detección.

En el Ayuntamiento entienden que, a pesar de que a la entrada de la capital existen carteles que advierten de que la velocidad máxima en las vías de un sentido único de circulación es de 30 kilómetros por hora y 50 en el resto, evitan un problema si no colocan el radar en aquellas que no tienen un vinilo específico. Es el caso, por ejemplo, de San Francisco, Delicias y otras calles del centro histórico alto, zona en la que más se da esta circunstancia. Aunque son decenas repartidas por toda la ciudad.

(Más información, en la edición de papel de hoy de Diario de Burgos)