scorecardresearch

La FEC exige a Promueve menos reuniones y más realidades

B.G.R.
-

La presidenta de la patronal dice que hay propuestas sobre la mesa para la promoción de la ciudad

Los máximos representantes de Comercio y Hostelería firmaron un convenio en abril para unir fuerzas. - Foto: Valdivielso

Después del enfrentamiento surgido entre el presidente de Promueve, Vicente Marañón, y la patronal de hostelería a raíz de la organización del Fin de Semana Cidiano, la Federación de Empresarios de Comercio (FEC) exige a la sociedad pública una «colaboración efectiva» con las asociaciones empresariales para que salgan adelante proyectos que favorezcan la actividad económica de estos sectores y permitan promocionar Burgos en el exterior. «Hay propuestas encima de la mesa, pero de las reuniones tienen que salir acciones concretas y no solo posibilidades», señala su presidenta, Consuelo Fontecha.

Fontecha recuerda que esta reivindicación no es nueva y que la patronal del comercio viene demandándola desde junio del año pasado con el fin de que la ciudad se hubiera posicionado a la cabeza en atracción de turistas nacionales y extranjeros. En este punto, lamenta las fechas en las que nos encontramos y prevé que en septiembre «no se va a realizar nada», teniendo en cuenta que la capital es un destino de interior que podría captar viajeros en otoño.

Tanto la FEC como la Federación Provincial de Empresarios de Hostelería firmaron en abril un acuerdo de colaboración, precisamente, para hacerse fuertes de cara a negociar con las administraciones públicas la posibilidad de sacar proyectos adelante. De hecho, las dos patronales enviaron a Promueve sus acciones a desarrollar «de forma conjunta», sin que por el momento hayan tenido una contestación clara al respecto. En este punto, Fontecha destaca el trabajo de los hosteleros, que plantearon distintas actividades hasta finales de año (rutas de tapeo y tardeo, cenas gastronómicas históricas o un festival del desayuno), si bien el compromiso municipal no se ha materializado en financiación para sacarlas adelante.

La presidenta de la Federación de Empresarios de Comercio considera que las relaciones con Marañón «no están rotas», aunque el problema radica en que «falta concreción». «No solo se trata de hablar, sino de poner en marcha proyectos de todas las partes, incluida Promueve. Lo único que queremos es que salga adelante algo porque no ha salido nada», manifiesta.

En cuanto a la polémica con los hosteleros, elogia el trabajo que están realizando los empresarios, a pesar de ser uno de los sectores más perjudicados por la pandemia, y entiende su «enfado» por no haber recibido el apoyo comprometido (100.000 euros). «Hay que poner en valor el trabajo que se realiza desde las asociaciones para que no se vaya al traste», concluye.