scorecardresearch

La oposición cree que la «bomba» de la deuda del desvío explotará en breve

C.M. / P.C.P. / Burgos
-

PSOE y UPyD desvelan la urgencia de lograr 21,28 millones antes de abril de 2013

41 VPO sin vender. - Foto: DB/Tomás Alonso

«Una bomba de relojería retardada durante muchos años y ahora a punto de explotar» o «la mitad de un túnel muy negro».Así describe la oposición la a su juicio más que preocupante situación en la que se encuentra elConsorcio para la Gestión de la Variante Ferroviaria, que debe conseguir antes de abril 21,28 millones para hacer frente a la amortización de la deuda que vence y sus correspondientes intereses o renegociar los créditos con las tres entidades bancarias que se los concedieron, según denuncian AntonioFernández Santos (PSOE) y RobertoAlonso (UPyD).

Ninguna de las dos alternativas parece fácil a día de hoy, aunque prácticamente inviable ven la primera. «El Consorcio del desvío no tiene ni un euro, solo tiene solares que no vende. ¿Y qué está haciendo el equipo de Gobierno municipal? Insistir en sacar a la venta parcelas que no tienen demanda», resume Fernández Santos.

Tanto el concejal socialista como Roberto Alonso, de UPyD, criticaron que en el Presupuesto para 2013 del Consorcio del Desvío -aprobado el miércoles por el Consejo Rector- se hayan previsto más de 20 millones de ingresos por la venta de terrenos (de un total de 26,6), cuando acaba de quedar desierto el concurso  para adquirir tres parcelas.Una de ellas, que permite edificar una torre de 22 plantas, se rebajó un 30% su coste ante el interés mostrado por una constructora arandina y ni aún así se vendió.«Seguimos tirando los precios, como en el S-4, y la conclusión es que no ha existido ninguna oferta», remarca el edil socialista.

Si no se obtiene dinero con la enajenación de suelo, queda la opción de renegociar la deuda. Pero «¿por qué camino van a tirar CaixaBank y Caja3», se pregunta RobertoAlonso, cuestión para la que tampoco tienen respuesta elConsorcio, puesto que los representantes de Caja de Burgos yCajacírculo ahora «no son más que Obra Social» y cuando son preguntados, aseguran que no pueden hablar por las entidades que les han absorbido, por lo que cree que «deberían venir los responsables de los bancos».

En la misma línea, Fernández Santos lamenta que no se cambien  los estatutos para «dar entrada a las entidades que realmente tienen poder para negociar», porque ya «ni Caja de Burgos es Caja de Burgos, ni Cajacírculo es Cajacírculo», por lo que «el alcalde no sabe con quien hablar», concluyó.

De soslayo, ambos se refirieron también al Consorcio de Villalonquéjar IV, una fórmula que «salió bien» en la tercera ampliación del polígono «porque las parcelas se vendieron», apunta Alonso, para añadir que la deuda sumada de ambos entes ronda los 250 millones.«Si el Consorcio del Desvío está mal, el de Villalonquéjar IVestá peor», añade Fernández Santos, para pedir responsabilidad al Gobierno municipal, que a su juicio sigue «con la cabeza metida debajo del ala, esperando a que pase el tiempo y con el gran problema generado por la herencia recibida; recibida de ellos mismos», remata.

41 VPO sin vender

Las vicisitudes de las VPO del paseo de la Serna. Aparte del litigio con la constructora, 41 de los 185 pisos, así como 13 locales están aún sin vender. Mientras, los cooperativistas que no pudieron afrontar los pagos no recuperan su dinero y no lo harán hasta dentro de 14 meses, denuncia el PSOE.