scorecardresearch

Las mujeres podrán bajar del bus donde quieran por la noche

J.M.
-

Deberán realizar la petición al conductor, que buscará el lugar adecuado para detener el autocar municipal. La medida será de aplicación en cuestión de días y será a partir de las 22 horas

El Ayuntamiento quiere proporcionar más seguridad a las mujeres por la noche. - Foto: Miguel Ángel Valdivielso

Las mujeres que utilicen un autobús municipal más allá de las 22 horas tendrán la potestad de elegir en qué punto del itinerario se quieren bajar del autocar. Es decir, podrán reclamar que el vehículo se detenga antes de llegar a una parada y así acortar el trayecto que tiene que realizar andando hasta llegar a su destino. La entrada en vigor de esta medida será inminente ya que, según detalla el concejal de Movilidad, Josué Temiño, comenzará a aplicarse tras la entrada en vigor de la nueva Ordenanza de Movilidad. Algo que el edil calcula que se producirá en los próximos días, tras su publicación en el Boletín Oficial de la Provincia (BOP).

Esta iniciativa, que no aparecía en el texto inicial de la normativa pero que se incluyó en el definitivo al aceptarse una alegación presentada por el Grupo Municipal de Podemos,  está recogida en el artículo 48 de la Ordenanza, donde se detalla que «las viajeras podrán abandonar el autobús en cualquier punto del itinerario, siempre lo más cerca posible de la acera, en los servicios operados a partir de las 10 de la noche, advirtiéndoles previamente al conductor» de su interés por bajarse del autocar en un lugar donde no hay una parada de autobús.

La iniciativa tiene como objetivo dar seguridad y tranquilidad a las mujeres que puedan pasar miedo cuando vayan solas por la noche y protegerlas ante posibles situaciones de acoso. Una medida que ya reclamó la formación morada a finales del pasado mandato, pero que el PSOE hizo suya, la introdujo en su programa electoral y eso provocó que al comienzo de la legislatura ya anunciara que quería ponerla en marcha. Lo que no se sabía es que se incluiría en la Ordenanza ya que eso implica que para dejar de aplicarse tendrá que modificarse la normativa (vía Pleno).

La aceptación de esta alegación por parte del Ejecutivo socialista y aceptada por Cs, que no puso objeción a la misma (al menos públicamente) respondió a motivaciones políticas.
Las llamadas ‘paradas a demanda’ hace ya tiempo que existen en países como Francia y Alemania y en España este modelo ya ha sido replicado en ciudades como Vigo, Bilbao, Sevilla, Terrasa o Zaragoza.

(Más información, en la edición de papel de Diario de Burgos)