Un desgaste inimaginable

L.M.
-
Un desgaste inimaginable - Foto: Alberto Rodrigo

De los 6 concejales de Imagina, con la renuncia de la actual portavoz, Eva de Ara, solo Raúl Salinero (en Podemos) y Marco Antonio Manjón (en Vecinos por Burgos) optan a repetir silla en el Salón de Plenos tras la inesperada irrupción hace 4 años

Muy pocos podían pronosticar que una formación de reciente creación como Imagina, que aglutinaba a varios partidos a la izquierda del PSOE-desde Podemos e Izquierda Unida hasta el colectivo Anticapitalista- pudiera lograr seis concejales en las pasadas elecciones locales de 2015. Todos menos su cabeza de lista, RaúlSalinero, eran completos desconocidos en el panorama político burgalés, aunque a día de hoy se han vuelto unos clásicos.
No obstante, la vida municipal desgasta como al que más, y todos ellos ya han tomado la decisión de no continuar. Únicamente RaúlSalinero y Marco Antonio Manjón optarán a la reelección, en diferente tesitura, mientras que los otros 4 han descartado presentarse. El portavoz desde 2015 hasta abril del año pasado, cuando fue expulsado de Imagina, encabezará la lista de Podemos. Aunque en un principio era reticente a estar otra legislatura en el Ayuntamiento, la presión de los simpatizantes e inscritos de la formación de Pablo Iglesias han terminado por convencerle. Junto a Salinero, Marco Antonio Manjón será el único concejal que luchará por obtener de nuevo representación en el Consistorio, y lo hará bajo las siglas del partido que acaba de crear,Vecinos por Burgos.
El resto de sus compañeros ya tienen decidido dar un paso atrás, aunque seguirán colaborando en la formación ciudadana dentro de las asambleas. La última en anunciar su renuncia ha sido la actual portavoz, Eva de Ara, a 48 horas del cierre de la presentación de candidaturas. Su no inclusión en las listas de IU ya levantó sospechas, que se confirmaron ayer cuando publicó una carta abierta en la página web de Imagina en la que admitía que «tras pensármelo mucho ya no hay marcha atrás». De Ara admitió que sus expectativas «están cumplidas» y que ha tomado la decisión «por coherencia. Aposté por esta candidatura y sigo creyendo en ella, pero hay que dejar paso a personas que están en Imagina y que tienen mucha fuerza y ganas», concluyó.
Antes que Eva De Ara, Blanca Guinea, que fue apartada al igual que Raúl Salinero, y que parecía tener todas las papeletas para liderar Podemos, decidió hacerse a un lado y dejar el primer foco de la política. También anunciaron su decisión de no presentarse las concejalas Sara Hojas y Antea Izquierdo. La primera, según explicó en este periódico, por motivos de conciliación laboral, mientras que Izquierdo prefiere dedicar sus fuerzas «a otros espacios dentro del movimiento de luchas de Burgos», aunque ambas indican que seguirán trabajando activamente en Imagina.
Por último, el primero en bajarse del barco fue Javier Gil, que renunció a mediados de 2017 al encontrar un trabajo a jornada completa y verse «incapaz» de compatibilizar las dos responsabilidades.