La unidad del dolor de San Juan de Dios, en el convenio

B.D.
-

La orden religiosa ha planteado incluir esta prestación, que lleva funcionando cinco años con «buenos resultados», en el acuerdo que está negociando con el Sacyl para tratar a pacientes del HUBU

Sacyl ha reanudado la derivación de pacientes desde el HUBUhasta el hospital de San Juan de Dios. - Foto: Alberto Rodrigo

Aprobada la prórroga del convenio entre la Gerencia regional de Salud y el hospital de San Juan de Dios de Burgos para abrir un plazo máximo de tres meses en los que negociar un nuevo contrato, ambas partes comienzan a analizar las prestaciones asistenciales y sanitarias que se podrían incluir en ese documento. El objetivo de la orden religiosa es que el acuerdo al que se llegue esté basado en la sostenibilidad económica de su hospital, a fin de no seguir generando deuda, y en la mejora de la prestación de servicios a la sanidad pública.

En este sentido, Juan Francisco Seco, director de San Juan de Dios, señala que el deseo de ambas partes es buscar fórmulas que garanticen una mayor eficiencia económica y que superen aquellos aspectos que no han dado resultados satisfactorios durante la vigencia del actual contrato. Seco, que aclara que ese nuevo convenio «no necesariamente tiene que recoger» un incremento de la aportación de la Junta de un millón de euros más al año (tal y como habían pedido), insiste ahora en que trataran de cerrar un documento que satisfaga a las dos partes y que conlleve mejoras en la calidad asistencial.

En ese acuerdo con Sacyl, además del servicio de media y larga estancia para pacientes en cuidados paliativos y la realización de un número determinado de procesos quirúrgicos al año, la orden religiosa quiere introducir nuevas prestaciones y tratamientos, como la unidad del dolor, un área que lleva cinco años operativa en las instalaciones de la Isla «con buenos resultados» en pacientes crónicos que sufren patologías invalidantes y que podría atender en el futuro a enfermos derivados por Sacyl.

(Más información en la edición impresa de Diario de Burgos de este jueves)