'El programa de Ana Rosa' celebra 16 años de liderazgo

SPC
-

Ana Rosa Quintana se mantiene al frente del espacio de Telecinco después de un 2020 muy complicado por la pandemia

‘El programa de Ana Rosa’ celebra 16 años de liderazgo

Toda una vida dedicada a la pequeña pantalla y muchos liderando la franja matinal. Así encara un nuevo año la presentadora de Telecinco Ana Rosa Quintana. «Son 16 años manteniendo el liderazgo e informando con independencia, algo de lo que me siento especialmente orgullosa, porque para mí supone toda una vida al servicio de la información», afirma.

Líder de las mañanas de forma ininterrumpida desde su estreno en enero de 2005, el magazine que presenta ha superado recientemente las 4.000 emisiones y ha alcanzado en 2020 su mejor dato anual de los últimos 12 años, con un 18,2 por ciento de cuota de pantalla y 736.000 espectadores.

«El último año ha sido muy duro, nos hemos tenido que reciclar y especializarnos en temas sanitarios, pero lo más importante ha sido saber mantener la calma y seguir informando en directo mientras cientos de ciudadanos morían cada día y teníamos compañeros y amigos afectados», subraya. Tras culminar un 2020 complicado a nivel emocional con la satisfacción de haber acompañado a los espectadores e informado y analizado pormenorizadamente los principales asuntos de la actualidad, con especial atención a la evolución de la pandemia de coronavirus y sus efectos sanitarios, económicos y sociales en nuestro país, Ana Rosa Quintana celebra el decimosexto aniversario de El programa de Ana Rosa revalidando su posición como la gran referencia informativa y de entretenimiento de las mañanas desde su estreno en 2005.

El espacio ya ha superado las 4.000 emisiones en Telecinco y ha liderado de forma ininterrumpida todos y cada uno de los años desde su primera emisión. Además, el formato ha seguido sumando seguidores hasta alcanzar en 2020 su mejor registro de espectadores de los últimos 12 años, con una ventaja de casi seis puntos sobre su gran competidor, Espejo Público, que con una media del 12,5% y 505.000 espectadores ha obtenido su peor resultado en cuota de pantalla de los últimos 14 años.

«La cifra da vértigo, pero para mí es toda una vida al servicio de la información, algo de lo que me siento orgullosa. Cuando crees que ya lo has contado todo, cambios de Gobierno, de Jefes de Estado, atentados, crisis económicas... llega un año como este, en el que una pandemia mundial se convierte en la verdadera protagonista de las noticias», destaca la presentadora, que cuenta con la colaboración de Joaquín Prat y Patricia Pardo.

«A pesar de la llegada de la vacuna aún quedan meses de incertidumbre, pero los afronto con la esperanza de poder dar algún día de este año la noticia de que hemos vencido esta pandemia, de que los ciudadanos podemos salir a las calles sin mascarilla, viajar y abrazar a sus familiares», desea.

Al frente del equipo del magazine matinal de referencia entre la audiencia, Ana Rosa ha vuelto a recibir el reconocimiento de la crítica, que premió su labor con el premio Antena de Oro que concede la Federación de Asociaciones de Radio y Televisión de España, y el Premio de Periodismo Camilo José Cela, concedido por la Fundación Independiente en su XXIII edición por «su dilatada y provechosa actividad profesional y su compromiso con la sociedad civil». Además, su contribución a la lucha por lograr la igualdad entre mujeres y hombres fue distinguida con el galardón 8 de marzo que concede la consejería de la Mujer de la Comunidad de Madrid.

récord en consumo. Una ventana abierta en un año marcado por la pandemia. Y es que 2020 fue un año histórico, con récord en el consumo de televisión y una demanda informativa única debido a la situación de confinamiento y a las restricciones generadas por la COVID-19, así como a sus consecuencias sanitarias, sociales, económicas y políticas. Consciente de su función informativa y como generador de entretenimiento, El programa de Ana Rosa ha sido una ventana abierta al espectador, facilitando el acceso a las valoraciones de prestigiosas figuras de la ciencia y la divulgación.

También ha tomado el pulso a la economía con las intervenciones de representantes de los sectores que más han sufrido las consecuencias de las restricciones para combatir al virus. De igual forma, el Gobierno y las Administraciones autonómicas han tenido a su disposición los micrófonos para informar de las medidas que se iban tomando progresivamente para controlar los contagios.

Desde la declaración del primer estado de alarma en marzo, el programa ha realizado casi 700 conexiones en directo con sanitarios, políticos, investigadores, damnificados, gestores de residencias, ONGs, voluntarios, familiares de víctimas de la pandemia y personas anónimas, entre otros sectores, en las que han podido compartir informaciones de interés, testimonios, consejos y valoraciones.

En la sección de actualidad se han ofrecido importantes exclusivas, algunas de ellas con un denominador común, la situación de confinamiento, especialmente en la primera mitad del año. 

El entretenimiento también ha formado parte de los contenidos del programa en la sección club social, que ha encabezado el periodista Joaquín Prat y en el que ha tenido lugar el análisis de la última hora de los realities emitidos por Telecinco y de las principales noticias de la crónica social.