La cifra de muertos se dispara a 73 desde el viernes

Agencias-SPC
-

Sanidad registra 8.618 positivos durante el fin de semana, de los que 1.486 se han diagnosticado en las últimas 24 horas, con lo que ya son 322.980 infectados desde que arrancó la pandemia

La cifra de muertos se dispara a 73 desde el viernes - Foto: TONI GALAN

Las cifras del coronavirus siguen sin dar tregua a España. Más bien, al contrario. Después de dos días sin actualizar los registros por ser fin de semana, como lleva siendo habitual en las últimas semanas, el Ministerio de Sanidad ofreció ayer los datos acumulados desde el pasado viernes: 8.618 positivos y 73 fallecidos. 
La parte esperanzadora de estos registros es el descenso en el número de nuevos infectados, ya que en las últimas 24 horas se han sumado 1.486 contagios, por los 1.895 desde el pasado viernes. La cruz de las estadísticas es el repunte en los muertos, ya que en estas últimas siete jornadas se ha cuadriplicado la cifra con respecto a la última semana, alcanzando los 65 decesos. El dato más llamativo es de Aragón donde han muerto 38 personas por coronavirus en los últimos siete días, mientras que la semana pasada solo hubo un fallecido en esta comunidad. En este sentido, el director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias, Fernando Simón, hizo un llamamiento para reducir el impacto de la COVID-19 en las residencias de ancianos, los lugares en las que se acumulan tasas de mortalidad: «Por poco que estén afectadas, el impacto va ser grande». 
De hecho, a pesar de lo llamativo de los registros de decesos, el epidemiólogo aseguró que «en estos últimos meses la letalidad en España ha bajado muchísimo», lo que achacó, en parte, al descenso de la edad media de los contagiados. De acuerdo con las cifras aportadas por Simón, la letalidad se sitúa en el 0,29 por ciento en personas que han iniciado síntomas en las últimas dos semanas, y del 0,5 por ciento en las de hace un mes. 
En relación a los enfermos hospitalizados la cifra asciende a los 127.303, 750 de ellos han ingresado en la última semana. Aragón también es la región con peores números en este apartado, ya que tuvieron que ser hospitalizadas 259 personas, 100 más que la pasada semana. Ante estos datos, el presidente autonómico, Javier Lambán, apuntó ayer en la región, y especialmente en Zaragoza se da la «tormenta perfecta», con localidades en la que viven muchos temporeros y con profusión de reuniones familiares y de ocio juvenil y nocturno. Pese a ello, el socialista descartó aumentar las restricciones.