scorecardresearch

La Junta mejora los planes de sostenibilidad de 65 colegios

SPC
-

Realizado entre octubre de 2021 y marzo 2022, el programa hizo un seguimiento activo de los centros reconocidos con el Sello Ambiental y brindó apoyo a los interesados en la obtención de este reconocimiento

La Junta mejora los planes de sostenibilidad de 65 colegios - Foto: Bragimo

La Junta de Castilla y León, a través de las Consejerías de Educación y Medio Ambiente, Vivienda y Ordenación del Territorio, promovió durante los últimos seis meses la mejora de los planes de sostenibilidad de 65 centros docentes de la Comunidad a través del "pionero" programa MOAI, con el que hizo un seguimiento activo de aquellos centros reconocidos con el Sello Ambiental y brindó apoyo a los interesados en la obtención de este reconocimiento.

Según informó la Consejería de Medio Ambiente, Vivienda y Ordenación del Territorio en un comunicado remitido a Ical, el programa MOAI se basó en el asesoramiento individual, la formación y el trabajo en red a través de sus tres fases de acción: tutorías individualizadas, webinarios formativos y sesiones conjuntas de intercambio de experiencias y trabajo colaborativo.

En todas las fases, los centros contaron con la asistencia de personal experto, tarea que estuvo a cargo del consultor en sostenibilidad, educación y gestión ambiental, Pablo Labajos. Las sesiones se realizaron de forma telemática para facilitar la seguridad sanitaria y la conciliación de agendas de los participantes.

El programa fue bautizado con el nombre 'Moai' en referencia a los grupos de personas que se reúnen en torno a un objetivo o interés común y que se brindan ayuda y apoyo mutuo, como ocurre en la tradición de la isla de Okinawa, en Japón. Estos lazos sociales y otras costumbres les han brindado ser uno de los lugares con más longevidad del mundo.

Desarrollo en tres fases

El programa de apoyo de la Junta se desarrolló en tres fases. En la primera, de tutorías, se realizaron 195 sesiones, tres con cada centro. En ellas, se evaluó la marcha de los programas de educación y gestión ambiental, detectando debilidades, fortalezas y oportunidades de mejora. En estas sesiones los centros descubrieron nuevas ideas, metodologías y recursos para su labor de educación ambiental y para la gestión ambiental del centro, incluyendo la forma de reducir los impactos y de hacer un seguimiento sistemático.

La segunda fase tuvo cinco webinarios con temáticas elegidas por los centros. Dos docentes de cada centro pudieron participar activamente en las reuniones telemáticas, mientras que el resto del claustro pudo ver la retransmisión en directo, sumando más de 400 visualizaciones. Las temáticas elegidas fueron 'Huertos educativos', 'Objetivos de Desarrollo Sostenible y perspectiva ambiental de la Agenda 2030', 'Economía circular como enfoque para la prevención de residuos', 'Impactos y oportunidades de mejora en gestión ambiental de centros educativos' y, por último, un webinario para aportar 'Visión e ideas innovadoras para realizar una educación ambiental de primer nivel'.

En la tercera y última fase se realizaron dos sesiones conjuntas. La primera de ellas bajo el nombre 'Experiencias Ambientales', en la que once centros reconocidos con el sello compartieron sus experiencias de éxito, con acciones dirigidas al aula, a la mejora ambiental del centro y a promover el avance hacia la sostenibilidad del entorno local. En la segunda sesión del programa se realizó una dinamización para que los centros definieran oportunidades de colaboración con centros próximos y con centros que comparten sus áreas de interés.

Como resultado de este programa se ha ayudado a los centros en proyectos de movilidad sostenible, rutas interpretativas, recogidas de residuos, evaluaciones de la contaminación atmosférica y acuática, actividades de vinculación al medio natural, de conocimiento y mejora de la biodiversidad, de sensibilización, mitigación y adaptación al cambio climático, reducción del impacto ambiental de los centros y muchos otros, pero por encima de todo, de mejora de la sostenibilidad de la comunidad educativa castellana y leonesa gracias al Sello Ambiental 'Centro Educativo Sostenible'.

Requisitos para la obtención del Sello Ambiental

El distintivo está pensado para los centros docentes no universitarios de Castilla y León, públicos y privados, que cumplan una serie de requisitos, entre ellos, desarrollar un programa de educación ambiental, disponer de un programa de gestión ambiental y asumir los compromisos de difusión de las memorias sobre sus actividades, en los términos recogidos por la norma.

El programa de educación ambiental deberá estar aprobado por el claustro de profesores y por el Consejo Escolar o estar incluido en la programación general o en el proyecto educativo del centro y haberse ejecutado durante, al menos, los últimos dos años previos a la solicitud del Sello. Entre las temáticas del programa se incluyen acciones sobre prevención y adaptación al cambio climático, eficiencia energética y energías renovables, agricultura ecológica, ahorro y gestión del agua y calidad del aire, entre otras.

Sobre la gestión ambiental, el programa deberá tener en cuenta los principales impactos en el centro de aspectos como el agua, la energía, los residuos y las emisiones a la atmósfera. Deberá contar también con indicadores de seguimiento y un plan de mejora para paliar las consecuencias más importantes o de más fácil solución e implantar medidas que incrementen la sostenibilidad y la calidad de vida de la comunidad educativa.

La obtención del sello ambiental 'Centro Educativo Sostenible' supone reconocer públicamente los avances en la ambientalización integral del centro docente, que podrá utilizar y exhibir la placa acreditativa de esta condición e incluirla en las publicaciones, material impreso y en la actividad promocional que realice.