scorecardresearch

"La voz del mundo rural es la voz del presidente de CyL"

SPC
-

El presidente autonómico del Partido Popular, Alfonso Fernández Mañueco, pide a Pablo Casado que la despoblación y la universidad sean políticas de estado cuando llegue al Gobierno

Fernández Mañueco (d), junto a Pablo Casado (c) y varios presidentes autonómicos al final de la mesa redonda. - Foto: Rubén Cacho (ical)

El presidente autonómico del PP y de la Junta, Alfonso Fernández Mañueco, reivindicó hoy el mundo rural y sus servicios y actividad y pidió a Pablo Casado que la política contra la despoblación y la universidad no sean solo de un partido sino de estado. “La voz del mundo rural es la voz del presidente de Castilla y León”, proclamó.

Fernández Mañueco puso en valor, en la convención del PP, las políticas en educación en el mundo rural, con escuelas abiertas para tres escolares o las numerosas rutas de transporte escolares, y en sanidad, con 250 centros de salud y 3.600 consultorios locales.

Se mostró convencido el presidente de que el compromiso de la Junta con el mundo rural también lo será de un gobierno presidido por Pablo Casado, al que además le demandó que la universidad, que “quiere manosear” el Gobierno de Sánchez, sea una política de estado cuando llegue a La Moncloa.

Fernández Mañueco participó en la mesa redonda de la convención del PP de presidentes autonómicos junto a los titulares de Galicia, Alberto Núñez Feijóo; de Andalucia, Juan Manuel Moreno; de Murcia, Fernando López Miras; de Madrid, Isabel Díaz Ayuso; de Ceuta, Juan Jesús Vivas, según informa Ical.

En su defensa del mundo rural, criticó a la ministra de Transición Ecológica, Teresa Ribera, a la que acusó de “meter las narices” en la política de protección del lobo, donde defendió, por el contrario, la gestión de Galicia y de Castilla y León desde el respeto a la ganadería y su convivencia con el canídido. “Si hubiera sido capaz de buscar alternativas no estaríamos hablando de despoblación”, zanjó.

Fernández Mañueco expresó el compromiso de su gobierno de que las personas vivan donde quieran en la comunidad más extensa de España y caso de Europa, con calidad de vida e igualdad de oportunidades. “Promete y cumple Castilla y León. Promete y cumplirá Pablo Casado”, sentenció.

El presidente de la Junta puso a su gobierno como ejemplo de eficacia en servicios públicos, con impuestos bajos, con menos deuda y paro que la media española, lo que consideró “ejemplos magníficos para cuando Pablo Casado llegue a La Moncloa”.

Igualmente, resaltó que Castilla y León ha dado tres presidentes del Gobierno en la democracia, uno que no quiso mencionar, en referencia a José Luis Rodríguez Zapatero, y dos, José María Aznar y Adolfo Suárez, de los que afirmó estar orgulloso. “Vamos a trabajar para que otro de Castilla y León, un palentino, sea presidente. Lo entregamos a España”, anotó.

Al final de su intervención, envió un saludo a la delegación del PP de Castilla y León, ya que afirmó que la mitad se quedó fuera y no puedo entrar al auditorio debido a las limitaciones de aforo.