scorecardresearch

Circula en sentido contrario y cuadruplica la tasa de alcohol

L.N.
-

La Policía Local arandina también propone para sanción al gerente de un local por vender bebidas más tarde de las diez de la noche

Imagen de archivo de un control de la Policía Local en Aranda. - Foto: Alberto Rodrigo

Fin de semana intenso para la Policía Local de Aranda de Duero, que llevó a cabo un total de 148 intervenciones. Entre ellas, destaca la detención de un conductor que circulaba en sentido contrario por la calle San Francisco en la madrugada del viernes al sábado. Fuentes policiales detallan que una vez que fue interceptado y sometido a las pruebas de alcoholemia, arrojó un resultado que cuadruplicó la tasa máxima permitida, por lo que está acusado de un delito contra la seguridad vial. 

También en materia de tráfico, los agentes dieron el alto a otra persona que mostraba síntomas de conducir bajo la influencia de sustancias alcohólicas. Los hechos se produjeron a las 4:45 de la madrugada de ayer, en la N-122, muy cerca de la conocida como curva de La Amable. El conductor se negó a someterse a las pruebas de alcoholemia, lo que comporta un delito contra la seguridad vial. Asimismo, los agentes interceptaron a otro conductor que no tenía puntos en el carné de conducir.

A estas actuaciones se suma la propuesta de sanción al responsable de un establecimiento público de Aranda que vendió bebidas alcohólicas más tarde de las diez de la noche, algo que prohíbe la Ley de Prevención, Asistencia e Integración Social de Drogodependientes de Castilla y León. 

Reciben el alta. Por otra parte, tres de los cuatro heridos que dejó el accidente que se produjo en el kilómetro 268 de la N-122 el domingo por la noche ya han recibido el alta hospitalaria. La Policía baraja distintas causas, como exceso de velocidad o despiste.