scorecardresearch

Dimisión en bloque de la Ejecutiva del PSOE para dejar paso a De la Rosa

Á.M. / Burgos
-

Escribano asume que la «identificación» con la candidatura de Peñalba era total

Esther Peñalba, vicesecretaria local, felicita a Daniel de la Rosa tras su victoria el domingo. - Foto: Jesús J. Matías

No habrá bicefalia en el PSOE local, o al menos no en lo que afecta al mando orgánico del Partido. El hasta ahora secretario local y portavoz de los socialistas en el Ayuntamiento capitalino, Luis Escribano, anunció ayer que toda su Ejecutiva ha tomado la decisión de dimitir después de que los afiliados eligieran a Daniel de la Rosa para ser el candidato a la Alcaldía en detrimento de Esther Peñalba, a la que apoyó «la práctica totalidad de la Ejecutiva, y yo mismo de una manera más visible».

Asumido que «se apoyó a la candidatura perdedora», y en presencia de la propia Peñalba, Escribano entiende que ha existido por parte de De la Rosa «una crítica clara a la labor de oposición» que él ha encabezado, de la que interpreta que «hay un claro desacuerdo con posiciones de carácter personal y político» con quien ahora tiene el reto de levantar el proyecto político socialista en Burgos.

La consecuencia ha sido la renuncia al mando orgánico «como paso necesario para facilitar y dar viabilidad a la candidatura ganadora» y hacer «todo lo posible para el éxito de Daniel de la Rosa». Sí quiso subrayar Escribano que «en ningún modo nos separaremos de la actuación política», así como que desde su entorno habrá un «apoyo máximo y total disposición de colaboración».

El veterano concejal no disfrazó en modo alguno que él se alineaba en una candidatura que ha resultado ser «minoritaria» entre los afiliados y otorgó en todo momento a De la Rosa una victoria sin paliativos, pero sí quiso enfatizar que las primarias, como proceso interno, «han sido ejemplares y han estado organizadas de forma impecable, lo que le da un valor añadido a la candidatura que las ha ganado».

¿Y ahora, qué?

Dimitida la Ejecutiva local, será la provincial la que tome las riendas del Partido en la capital nombrando una comisión gestora que, a su vez, se encargará de organizar la asamblea de la que deberá salir una nueva Ejecutiva. En opinión de Escribano, «lo más normal es que vayamos a una gestora» que lance al candidato, pero en las filas de De la Rosa opinan que eso no procede y pedirán que se convoque, en cuanto sea posible, una asamblea para elegir una Ejecutiva que encabece él mismo.

Queda pendiente de resolver si se le cede un escaño en el Ayuntamiento o no (una dimisión bastaría para que entrara en el salón de Plenos). Escribano dijo que «no puedo responder a una demanda que no se ha hecho», emplazando al candidato a que se moje. Sin embargo, hay división de opiniones y De la Rosa podría optar por mantenerse al margen. O no.