scorecardresearch

Nao d'amores competirá por cuatro Premios Max

SPC
-

Cross Border Project, liderado por la vallisoletana Lucía Miranda, optará al premio al mejor espectáculo infantil, juvenil o familiar, y el burgalés Mariano Marín es finalista a la mejor composición musical

Nao d’amores competirá por cuatro Premios Max - Foto: Fernando Peñalosa ICAL

El comité organizador de los Premios Max de las Artes Escénicas anunció hoy los finalistas de las 20 categorías a concurso de su XXIV edición, donde la compañía segoviana Nao d’amores, capitaneada por Ana Zamora, aparece entre las principales favoritas al acaparar gracias a su montaje ‘Nise, la tragedia de Inés de Castro’ cuatro candidaturas a los galardones, entre ellos el de mejor espectáculo de teatro. Además, la compañía Cross Border Project, dirigida por la vallisoletana Lucía Miranda, optará al premio al mejor espectáculo para público infantil, juvenil o familiar por ‘La chica que soñaba’, y el burgalés Mariano Marín está entre los tres finalistas al galardón a la mejor composición musical por su labor en ‘Con lo bien que estábamos (Ferretería Esteban)’.

La reunión del jurado tuvo lugar el pasado lunes, 26 de julio, en la sede de la Fundación SGAE en Madrid. De los 439 espectáculos inscritos en esta edición, 191 resultaron candidatos, de los cuales 38 espectáculos han llegado a la última fase, congregando un total de 66 finalistas. 

El próximo 4 de octubre se conocerán los ganadores definitivos en una gala que se celebrará en el teatro Arriaga de Bilbao, con la colaboración del Ayuntamiento de Bilbao, el Teatro Arriaga de Bilbao y el INAEM, que será retransmitida por La 2 de TVE. Estos premios, organizados por la Fundación SGAE, persiguen estimular y premiar el talento de los profesionales del teatro y la danza españoles, además de la promoción de los espectáculos de la temporada.

Creada en Segovia 2001, hace ahora veinte años, Nao d’amores nació como un colectivo de profesionales procedentes del teatro clásico, los títeres y la música antigua, que bajo la dirección de Ana Zamora (Segovia, 1975) desarrolla desde entonces una labor de investigación y formación para la puesta en escena del teatro medieval y renacentista. ‘Nise, la tragedia de Inés de Castro’ es una tragedia renacentista que adapta dos obras del fraile gallego Jerónimo Bermúdez, en un montaje que pone en tela de juicio el ejercicio del poder y ofrece al espectador la oportuna posibilidad de indagar en las conexiones políticas con su contemporaneidad. 

La obra, una coproducción de Nao d’amores y la Comunidad de Madrid, en colaboración con el Teatro de La Abadía, el Ayuntamiento de Segovia y la Junta de Castilla y León, competirá por el Max al mejor espectáculo de teatro con ‘El bar que se tragó a todos los españoles’, del Centro Dramático Nacional, y con ‘Prostitución’, de Check-in Producciones y Teatro Español. Además, Ana Zamora ha sido nominada al Max a la mejor dirección de escena (donde sus rivales serán Alfredo Sanzol por ‘El bar que se tragó a todos los españoles’ y Nao Albet y Marcel Borrás por ‘Atraco, paliza y muerte en Agbanäspach’). 

La dramaturga segoviana también ha sido nominada a la mejor adaptación o versión de obra teatral, una categoría donde ya fue finalista en 2010 por ‘Auto de los Reyes Magos’, y en la que en esta ocasión competirá con Álvaro Tato Ozaeta por ‘Andanzas y Entremeses de Juan Rana’ y con Marc Artigau, Cristina Genebat y Julio Manrique por ‘Les tres germanes’.

Y la cuarta candidatura de Nao d’amores llegará en la categoría de mejor diseño de vestuario de la mano de Deborah Macías, quien ya se alzó con el galardón en 2019 en una ceremonia celebrada en el Teatro Calderón de Valladolid (que dirigió la propia Ana Zamora), por su trabajo en ‘Comedia Aquilana’. En esta ocasión, sus rivales por la preciada manzana diseñada por Joan Brossa serán Hugo Pérez de la Pica por ‘Por los ojos de Raquel Meller’ y Tatiana de Sarabia por ‘Andanzas y Entremeses de Juan Rana’.

Valladolid y Burgos, también protagonistas

Pero Nao d’Amores no será la única representante de Castilla y León en la ceremonia. Entre los finalistas también aparece ‘La chica que soñaba’, la obra de Cross Border Project, una iniciativa dirigida por la vallisoletana Lucía Miranda que también está de aniversario este año, al celebrar diez años sobre las tablas. El montaje, estrenado a nivel nacional en la Sala Río Selmo de Ponferrada a finales de noviembre de 2019, optará al Premio Max al mejor espectáculo para público infantil, juvenil o familiar frente a las candidaturas de ‘Laika’ (de Obsidiana y Xirriquiteula Teatre) y ‘UniKo’ (de Teatro Paraíso).

Según detalla la directora en declaraciones recogidas por Ical, ‘La chica que soñaba’ es un espectáculo de teatro foro. “Es decir, participativo, arriesgado. Es un espectáculo que creamos entre todos, en el que el público se convierte en espect-actor, donde entra y juega con nosotros, soñando una realidad que nos guste más que la que vivimos”, apunta. 

“Nuestra chica sueña con robots y con ecuaciones de Maxwell. Pero podría haber soñado con dirigir una empresa. O con conducir coches de carreras. O con ser disc jockey en grandes festivales. ¿Cómo elegimos nuestra profesión? ¿Cuánto influye el género en esta elección? ¿Y la maternidad una vez que estamos trabajando? Nuestra chica pierde la capacidad de soñar, y ahí nos preguntamos, público y elenco qué podemos hacer los demás por ella”, apunta sobre la protagonista de un montaje producido por Cross Border, con la colaboración de la Comunidad de Madrid, la Junta de Castilla y León, Conde Duque, Teatro Bergidum y la Universidad Carlos III de Madrid.

Por otra parte, el músico y compositor burgalés Mariano Marín (Pradoluengo, 1959), miembro fundador de la Academia de las Artes Escénicas de España y con más de setenta composiciones musicales a sus espaldas, concurrirá como finalista al Premio Max a la mejor composición musical para espectáculo escénico gracias a su trabajo en ‘Con lo bien que estábamos (Ferretería Esteban)’. 

Ya en 2016 optó al mismo galardón por su trabajo en ‘En el desierto’ junto a Ricardo Miluy y Pablo Martín Jones, y en esta ocasión sus contrincantes por el preciado galardón serán Clara Peya por ‘Suite TOC número 6’ y Shuarma por ‘Antoine’.

‘Con lo bien que estábamos (Ferretería Esteban)’, que competirá también por los Premios Max al mejor espectáculo musical o lírico y a la mejor labor de producción, es un montaje de la compañía aragonesa Nueve de Nueve Teatro sobre la capacidad transformadora del arte, estableciendo lo que el dramaturgo José Troncoso, director del montaje, define como “un duelo sin vencedores entre lo que queremos y lo que debemos hacer”. “Cada elección tiene su precio. Seguir el amable camino marcado supone renunciar a nuestras ilusiones, pero dar un volantazo y perseguir nuestros sueños, implica dejar atrás muchas de nuestras querencias. Vivir o no vivir, esa es la cuestión”, resume.