scorecardresearch

Una promesa sobre ruedas

MARINA URIZARNA
-

A sus 7 años, Alan Sardiña es un 'mini' crack del skatebowl capaz de competir en circuitos nacionales con chicos de más edad llegados de varios países. En el campeonato celebrado en Cullera demostró sus habilidades y quedó clasificado en sexto luga

Alan Sardiña, en una de las piruetas realizadas en la pista de bowl en Cullera. - Foto: Rubén Sardiña Sastre

Apenas levanta un 1,20 metros del suelo y ya es capaz de medirse con los que le sacan varios centímetros de altura. A sus 7 años y con un solo año de experiencia en skate, esta joven promesa burgalesa ya ha conseguido clasificarse en varias competiciones nacionales, la última de ellas, el Cullera Bowl Riders II, que se celebró el pasado fin de semana en Cullera (Valencia) y en la que Alan consiguió el sexto puesto en la categoría Sub12. El campeonato estuvo organizado por la escuela Rockan Skate junto con el Ayuntamiento de Cullera y la escuela de surf Posidonia de Valencia, y celebró su segunda edición.

Durante los días 11, 12 y 13 de febrero se sucedieron un sinfín de acontecimientos en el skatepark de Cullera; el primer día como apertura de la competición tuvo lugar una exhibición de patines y BMX, junto con una muestra de grafitis de artistas urbanos. El segundo día, 12 de febrero, tuvo lugar la prueba principal, en las modalidades masculina y femenina, y en la que participaron skaters en tres categorías: Sub12 (patinadores hasta 12 años),  Sub16 (patinadores hasta 16 años) y OPEN (sin límite de edad). 

Para su prueba, en la modalidad de bowl, Alan tuvo que superar dos rondas antes de clasificarse. En cada ronda, de 45 segundos de duración, mostró sus mejores trucos en una pista de bowl parecida a una piscina vacía, y una vez superadas tuvo que enfrentarse a otras dos rondas de un minuto, con las que obtuvo la aprobación de los jueces, que puntuaron las exhibiciones con unos parámetros similares a los de la gimnasia artística. 

Este pequeño fenómeno entrena un día a la semana en la nave de DeslizaT, el centro de deportes de desplazamiento de Castilla y León ubicado en Burgos, y cada vez que el incierto tiempo de la ciudad se lo permite, en los skateparks de San Isidro y G3. Con el limitado tiempo del que dispone para entrenar, y siendo el más pequeño de los participantes de su categoría, consiguió clasificarse para la final, en la que logró quedar dentro de los diez primeros puestos. 

El tercer y último día estuvo dedicado a una master class de Skateboarding con Sergio Dotor, un conocido pro-skater, en el skatepark de Cullera. Este recinto acogió también anteriormente el Campeonato de España de Skateboarding Circuito Nacional de Skate, una de las competiciones más importantes de la modalidad. 

Antes de iniciarse con el skate, Alan iba  a patinar con el scooter, hasta que se rompió el codo y decidió que ya no quería seguir practicando. Cuenta su padre, que se animó entonces a probar el skate y apenas un año después ya está federado por la Federación de Castilla y León de Patinaje y fichado por un club de Valladolid, con el que entrena cada vez que puede, ya que reside en Burgos. A pesar de su corta edad, ha participado en diversas competiciones en Valladolid y Bilbao, donde ha viajado en compañía de sus padres. La última fue el Campeonato de Patinaje de Castilla y León 2021, en el que participó en la categorías Sub8, con tan solo 6 años, y en la que logró quedar en el tercer puesto. Actualmente se está preparando para el Campeonato de España y el de Castilla y León y ya solo le queda seguir triunfando, pues tras la pandemia se empiezan a reanudar muchas más competiciones.