scorecardresearch

Mañueco achaca el incendio a circunstancias únicas en décadas

SPC
-

El presidente anuncia que movilizarán los recursos necesarios para recuperar la Sierra de la Culebra «en los ámbitos medioambiental, económico y social»

El presidente de la Junta, Alfonso Fernández Mañueco, reunido con los miembros del puesto de mando avanzado ubicado en Sarracín de Aliste. - Foto: Ical

«Excepcionalísimas circunstancias climatológicas no vistas en décadas». Con estas palabras argumentó el presidente de la Junta,AlfonsoFernández Mañueco, la voracidad con la que las llamas están arrasando el noroeste de la provincia de Zamora, y cuyo puesto de mando visitó ayer. Unas condiciones que se vieron recrudecidas ayer con vientos de 30 kilómetros por horas, con rachas de 70 Km/h, más de 35 grados de temperatura, baja humedad y tormenta seca. Desde Sarracín de Aliste, el presidente anunció que el Ejecutivo autonómico pondrá «todos los medios a su alcance» para «recuperar lo antes posible, en los ámbitos medioambiental, económico y social» los terrenos afectados por el grave incendio declarado el pasado miércoles en la Sierra de la Culebra y que, por el momento, han devorado casi 11.000 hectáreas de pino de repoblación, castaño y monte bajo, y obligado a desalojar ocho pueblos.

Igualmente quiso pedir «tranquilidad y confianza» a los vecinos de la zona. «Son muchas hectáreas, es un drama personal, medioambiental y económico. Y, ahora, tenemos que dar todo nuestro apoyo a quienes están trabajando, trasladar nuestro mensaje de solidaridad con quienes viven aquí y un mensaje de confianza de cara al futuro», señaló el máximo dirigente regional, que ánimo a los integrantes del operativo y todas las personas que están combatiendo las llamas en la Sierra de la Culebra: «Todos unidos vamos a luchar contra el fuego. Estamos en las mejores manos, las de los técnicos de la Junta de Castilla y León y las demás administraciones».

Fernández Mañueco quiso agradecer la colaboración en las tareas de extinción de efectivos de otras comunidades como son Galicia, Madrid, Extremadura y Castilla-La Mancha, además de los batallones de la Unidad Militar de Emergencia (UME) y el personal del Ministerio para la Transición Ecológica. «En días como hoy, uno se siente orgulloso de pertenecer a esta España de las autonomías, con todos estos efectivos trabajando al lado de la Junta de Castilla y León», añadió.

Además, hizo hincapié en las circunstancias meteorológicas «únicas» en las que se declaró el incendio. «Anoche se vivió una situación excepcional. Se han producido unas condiciones climáticas, probablemente únicas en las últimas décadas», describió, además de incidir en la denominada 'tormenta seca' que provocó los once focos el pasado miércoles, con «miles de rayos, muchos de ellos, latentes, que dejan prendido el fuego, que empieza a arder al paso de las horas».

Adelantar la campaña

Respecto a la posibilidad de adelantar la campaña contra incendios, eje de las críticas de oposición y sindicatos, el presidente del Ejecutivo autonómico recalcó que las decisiones, en ese sentido, se basan en los criterios que les transmiten los técnicos. «Estamos a lo que digan los técnicos y aquí están los equipos que los técnicos determinan, valorando cada situación».