Biden manda iniciar la vacunación de adultos antes del 1 de mayo

Agencias
-

El presidente señala a la posibilidad de permitir reuniones para el 4 de julio. EEUU se encamina a las 100 millones de dosis del antídoto aplicadas en los primeros 60 días de la nueva Administración

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, ha ordenado este jueves a los estados iniciar la vacunación contra la COVID-19 para todos los adultos antes del 1 de mayo, de modo que para el 4 de julio, Día de la Independencia, "hay una buena posibilidad" de que las familias puedan reunirse.

Así lo ha anunciado Biden durante su primer discurso a la nación desde la Casa Blanca, en horario de máxima audiencia y en coincidencia con el primer aniversario de la prohibición de desplazamientos en gran parte del país debido a la pandemia de coronavirus.

"Después de este año largo y duro, esto hará del Día de la Independencia algo verdaderamente especial en el que no solo marcamos nuestra independencia como nación, sino que comenzamos a marcar nuestra independencia de este virus", ha destacado el presidente sobre su intención de llegar al 4 de julio en una mejor situación gracias a la vacunación, si bien ha precisado que "la lucha está lejos de terminar".

Biden manda iniciar la vacunación de adultos antes del 1 de mayoBiden manda iniciar la vacunación de adultos antes del 1 de mayo - Foto: TOM BRENNER

Biden ha anunciado también durante su discurso que su Administración se avecina a cumplir su compromiso de aplicar 100 millones de dosis de la vacuna contra la COVID-19 en los primeros 60 días de su mandato, cuando el objetivo era hacerlo en 100 días, tal y como asumió cuando tomó posesión del cargo. "Estamos en camino de alcanzar la meta de 100 millones de inyecciones en mi sexagésimo día en el cargo. Ningún otro país ha hecho esto", ha aseverado.

Respecto a la inoculación, ha avanzado que "en el momento en el que todos los adultos sean legibles (para la vacunación) en mayo", la Administración lanzará "nuevas herramientas" que permitan acceder a la información para saber dónde vacunarse, entre ellas un nuevo sitio web.

"Encontrar luz en la oscuridad es algo muy estadounidense", ha subrayado, por otra parte, para apelar a la esperanza tras el primer año desde que el coronavirus "golpeó" al país y "se encontró con el silencio y se propagó sin control".

El presidente de Estados Unidos ha recordado que el país vivió "negaciones durante días, semanas y luego meses". "Eso provocó más muertes, más contagios, más estrés y más soledad", ha lamentado, al tiempo que ha señalado que ha sido un período de sufrimiento y sacrificio "colectivo".

El dirigente ha ahondado, además, en que el total de fallecidos por la pandemia en el país, más de 527.000 personas, suponen ya más decesos que "en la Primera Guerra Mundial, la Segunda Guerra Mundial, la Guerra de Vietnam y el 11 de septiembre juntos".

"Son maridos, esposas, hijos e hijas, abuelos y amigos, vecinos, jóvenes y mayores", ha apuntado, para incidir en que sus pensamientos están con aquellos que han fallecido y apelar a la importancia de los "detalles" de la vida".

Por otro lado, Biden ha utilizado su discurso para condenar a quienes han utilizado la pandemia para el odio "en lugar de trabajar entre sí". En concreto, se ha referido a crímenes de odio contra asiático-americanos que, en sus palabras, "han sido atacados, acosados, culpados y convertidos en chivos expiatorios", a lo que ha exigido que el odio "debe detenerse".

"Perdimos la fe en si nuestro gobierno y nuestra democracia pueden cumplir con cosas realmente difíciles para el pueblo estadounidense", ha reconocido también.

En este sentido, ha llamado a la "unidad nacional". "Después de todo lo que hemos pasado, nos uniremos como pueblo (...). Saldremos más fuertes, con una fe renovada en nosotros mismos".

En su discurso, Biden ha pedido también ayuda al pueblo de Estados Unidos para llegar a los objetivos marcados: "Necesito que todos los estadounidenses hagan su parte".

Biden ha instado a los estadounidenses a vacunarse cuando sea su turno ya que "si hacemos todos esto", "para el 4 de julio hay muchas posibilidades de que usted, sus amigos y familiares puedan reunirse en su patio trasero o en su vecindario para celebrar".

Al respecto, el presidente ha dejado claro que, no obstante, "las cosas pueden empeorar a medida que se propagan nuevas variantes del virus". "El 4 de julio es la meta, pero con las metas pueden pasar muchas cosas(...). Las condiciones pueden cambiar", ha avisado.

 

Próximos pasos

Además de garantizar que se inicie la inmunización de los adultos antes de principios de mayo y augurar que se llegué al 4 de julio con un acercamiento a la normalidad, la Administración Biden ha marcado otros pasos a seguir en su estrategia nacional en relación de la pandemia.

Según ha indicado la Casa Blanca, se aumentará el número de lugares donde los estadounidenses podrán recibir el inmunizador, de modo que se llegue a las poblaciones más afectadas y difíciles de alcanzar.

Igualmente, se incrementará el número de personas participantes en el proceso de vacunación, con un despliegue de un total de 6.000 soldados y la ampliación de los profesionales capacitados para aplicar la inyección.

También se darán nuevos pasos para la reapertura de las escuelas, con la emisión de fondos del Plan de Rescate para la adaptación de los centros educativos a las medidas de contención del coronavirus. Además, ampliará las pruebas de detección en las escuelas, apoyará a al personal escolar en la vacunación y ofrecerá asesoramiento a los espacios educativos, entre otras.

Estados Unidos también continuará con los esfuerzos para combatir las nuevas variantes y la propagación en cualquier espacio, para lo que realizará más test y reforzará la identificación de las nuevas variantes.