scorecardresearch

Venecia aplaude a las estrellas de Almodóvar

Agencias
-

La crítica recibe con entusiasmo 'Madres paralelas' en un estreno al que acuden todos sus actores

El cineasta, entre las dos protagonistas, Milena Smit (i) y Penélope Cruz. - Foto: CLAUDIO ONORATI

Las estrellas empezaron a brillar ayer en Venecia, empezando por el director de cine Pedro Almodóvar y su elenco de Madres paralelas. La inauguración del Festival de Cine de la ciudad italiana era una de las más esperadas en el mundo del séptimo arte, ya que su alfombra roja recordará a la de los años previos a la pandemia.

Y así, con el ansia desbocada llegaban el manchego y toda su troupe, que incluye a Penélope Cruz, Milena Smit, Aitana Sánchez Gijón, Israel Elejalde y a su hermano, el productor Agustín Almodóvar. Y el aplauso no se hizo esperar. Madres paralelas abrió la competición oficial del 78 Festival Internacional veneciano y todo fueron halagos para la que posiblemente sea su película más política, una cinta que entrecruza el tema de la maternidad y la sororidad femenina con las fosas comunes de la Guerra Civil.

Y Almodóvar no se cortó en hablar sobre memoria histórica en esta premier de lujo y alertó que hasta «no pagar la deuda con los desaparecidos no se podrá cerrar definitivamente lo ocurrido en la Guerra Civil». Ahondó en que quería dar visibilidad a este asunto porque es «un tema pendiente en la sociedad española, que tiene una deuda moral enorme con las familias de los desparecidos y de esas personas enterradas en fosas, cunetas o lugares indignos». «He sido siempre muy sensible a este tema y justamente en el momento en que empezamos a hacer la película no era algo de lo que se hablaba en la prensa», resaltó.

El director manchego en el photocall del certamen.El director manchego en el photocall del certamen. - Foto: YARA NARDIEl director recordó cómo a los relatores de la ONU les extrañó esta situación en una de sus visitas a España e insistió en la relación con el «miedo» generado en la dictadura. «Durante aquellos años, las personas que padecieron estas pérdidas tenían mucho miedo, que se convirtió en patológico y les impedía hablar», indicó.

El director también calificó a Lorca -que tiene su parcela de importancia en la película- como el «desaparecido más ilustre y conocido fuera de España» y, además, es alguien que «demuestra la mala relación que tiene el español con respecto a su historia reciente».

«Nuestra sociedad no tiene una buena relación con nuestra historia inmediata y el cine tampoco: ha costado mucho trabajo hacer películas sobre ETA o sobre problemas que han afectado a nuestra sociedad», agregó.

 

Nueva ‘musa’

Para contar esta historia está una de las «promesa» del cine nacional. Es el caso de Milena Smit, una joven actriz que asegura que participar en esta cinta «ha sido un viaje increíble».

A sus 24 años, la joven actriz es toda una estrella en el Festival de Venecia, donde ha cautivado con su papel de coprotagonista en la cinta con la que Almodóvar aspira a ganar el León de Oro en la gala del próximo 11 de septiembre.