scorecardresearch

Solo autorizan 3 de los 9 ciclos solicitados por centros de FP

B.G.R.
-

El listado se amplía con otros dos en Miranda y uno en Aranda, Villarcayo y Lerma. Los concertados siguen a la espera del pronunciamiento autonómico

El Simón de Colonia ofertará dos nuevos grados, uno por sustitución y otro de Energías Renovables. - Foto: Jesús J. Matías

El equipo directivo de los centros o institutos que imparten Formación Profesional suelen cursar a finales de año la solicitud de modificación de su oferta de estudios, ya sea para ampliarla o sustituir unos ciclos, a la Dirección Provincial de Educación. No fue hasta este miércoles cuando la Junta desveló qué peticiones han sido atendidas y cuáles no en la enseñanza pública. De las nueve remitas desde la capital burgalesa solo se han atendido tres, aunque el listado se amplía con otras dos en Miranda de Ebro (Río Ebro), Aranda (Santa Catalina), Villarcayo (Merindades de Castilla) y Lerma.

En el primer ámbito geográfico ha sido el centro Simón de Colonia el que más se ha visto beneficiado. El próximo curso ofertará el ciclo de FP Básica de Instalaciones Electrotécnicas y Mecánica y el superior de Energías Renovables. Su director, Ángel Sancho, valoró positivamente la respuesta regional, si bien echó de menos que no se aceptará su reivindicación de ofertar el de Prevención de Riesgos Laborales en modalidad online.

Lo volverá a reclamar el próximo año, al igual que lo harán el resto de responsables educativos cuyas propuestas no han sido aceptadas. En su caso, el ciclo de Básica se implantará en sustitución del de Fabricación y Montaje con la intención de cambiar los perfiles y diversificar la oferta en esta etapa en Burgos debido a que se imparte en varios centros. Respecto al de Energías Renovables, Sancho destacó su potencial por la creciente demanda de profesionales cualificados en este campo económico.

El instituto Diego Marín Aguilera también estrenará enseñanzas al conseguir la tan demandada petición, respaldada por las empresas del sector, que le permite mantener estudios relacionados con la madera después de que los que existían en Básica se quedaran sin alumnos. Pondrá en marcha el grado medio de Instalación y Amueblamiento, aunque tendrá que esperar a que se acepte su petición del superior en Mantenimiento Aeromecánico de Aviones. «Aún no está desarrollado el currículo en Castilla y León», subrayó la directora del centro, Leticia Alonso.

Hasta aquí la satisfacción en los centros públicos de la capital, porque en el resto de casos se percibe resignación. En el Enrique Flórez no se ha atendido la demanda de  ampliar a modalidad online tres de sus ciclos (Farmacia, Integración Social y Proyectos de Obra Civil). Su responsable, Javier Antolín, mantiene su apuesta por este modelo al considerar que «es útil para la sociedad y responde a la demanda existente». De hecho, señaló que han recibido consultas al respecto desde que se anunció esta reivindicación ante el Gobierno regional.

Tampoco renovará su oferta el Juan de Colonia, que pidió Publicidad y Márketing, incluir el turno de tarde en el de Gestión Administrativa e incorporar en online el de Asistencia a la Dirección. Juan Carlos Merayo, responsable del centro,  no se mostró sorprendido y aseguró que la intención de la Consejería pasaba por «priorizar las familias industriales». Finalmente, el Diego Porcelos se queda sin el grado medio de Guía en el Medio Rural, que no cejará de reivindicar «porque es necesario y más en una provincia con gran potencial turístico», según su director, Jesús Martín.

Industria e informática. Los que sí que han recibido en la provincia la autorización oficial han sido el Río Ebro, que retomará Informática y Comunicaciones e implantará Mantenimiento de Material Ferroviario. El Santa Catalina ofertará el grado básico en Asistencia a la Dirección, mientras que el instituto Merindades de Castilla consigue el medio de Cocina y Gastronomía, y el Valle de Arlanza de Lerma el básico de Instalaciones Electrotécnicas y Mecánica.

Los que aún desconocen si podrán incrementar su catálogo de estudios son los centros concertados. Tanto el Santa María la Nueva y San José Artesano como Jesuitas tienen autorizados los tres que han solicitado pero están pendientes de que se apruebe su concierto económico. «Confiamos en que este año recibamos el visto bueno. Nuestra solicitud está respaldada por el empresariado», subrayó el director del primero, César Martínez, en referencia a las enseñanzas de Soldadura, a las que suma las de Mediación Comunicativa. 

El responsable de Jesuitas, Javier Pérez de la Canal, reconoce que existe «cierta desesperación» ante la falta de noticias respecto al ciclo Desarrollo de Aplicaciones Web y reclama que las palabras del Gobierno central y regional de potenciar la FP «se materialicen». En esa premura de plazos se detiene Martínez, ya que «es necesario que realicemos una planificación de profesores que ahora no tenemos».