scorecardresearch

«De un día para otro te puedes quedar sin nada o con todo»

M.G.Z.
-

El libro de mi vida (8): Yolanda de Juan (Elacyl) | La ladrona de libros, la conmovedora, emotiva y reflexiva novela de Markus Zusak sobre el nazismo convertida en superventas

De Juan descubrió la obra de Markus Zusak a través del club de lectura que forma con sus amigas. - Foto: Miguel Ángel Valdivielso

La propuesta lectora del día corre a cargo de Yolanda de Juan, mujer de Javier, paciente diagnosticado hace dos años de una atrofia muscular progresiva (un subtipo de esclerosis lateral amiotrófica o también conocida como ELA). El matrimonio lleva un año en la Asociación de Esclerosis Lateral Amiotrófica de Castilla y León (ELACyL), una organización que brinda múltiples apoyos y facilidades a las personas afectadas por la enfermedad y a sus familiares.

Actualmente la pareja se ha embarcado conjuntamente en la lectura del legado de Carlos Matallanas (periodista, futbolista y también paciente de ELA): La vida es un juego: estrategia para Mario y Blanca (2021). El libro versa sobre cómo el fútbol le originó un carácter fuerte que le ayudó a afrontar la enfermedad hasta sus últimos días. Asimismo, aborda temas como la perseverancia, la empatía o la resiliencia y lanza un mensaje para disfrutar de la vida: el partido más importante de todos. «Da muchas lecciones de vida y van encaradas como si fuera un juego, como si fuera jugar al fútbol», añade Yolanda de Juan.

Esta burgalesa se declara apasionada de la lectura, actividad en la que puede pasar horas y horas inmersa sin mirar el reloj, pues encuentra en ella una importante vía de cultura y, sobre todo, de entretenimiento y evasión. Como también comenta, para recomendar un libro, este tiene que llegarle al alma, decirle algo; requisitos que claramente cumple el título de hoy: La ladrona de libros (2005), de Markus Zusak.

Hace aproximadamente cinco años y motivada por sus amigas con las que forma un club de lectura, comenzó a leer la pieza a la que define como «un libro lleno de ternura». Y es que, pese a que al principio no se mostró muy afín a la obra debido a su particular forma de tratar la muerte, con el transcurso de las páginas pronto se sumergió en la historia hasta el punto de convertirse en su pieza favorita. Asimismo, a día de hoy podría describir la composición como una lección de vida de la cual ha extraído numerosas reflexiones. «Me encanta porque trata temas que están siempre muy actuales. Además, muestra cómo de un día para otro te puedes o bien quedar sin nada o tenerlo todo», sostiene con emoción.

La novela narra el nazismo desde los ojos de una niña dada en adopción durante la II Guerra Mundial que encuentra en la lectura una vía de evasión y salvación. Bajo esta trama, el escritor australiano pone el foco en las cuestiones más trascendentes para lanzar un mensaje de esperanza entre tanta adversidad. Así pues, se abordan aspectos como la importancia de la lectura, la amistad y la muerte, siendo este último el protagonista de la pieza. En suma, la composición ha ayudado a la burgalesa a comprender el valor de aquello que tiene algo importante y a saber hacer frente a las diferentes situaciones que depara la vida: «Me ha enseñado a valorar la vida pero en su justa medida; a que no tenemos por qué tenerle miedo a la muerte, es algo natural que nos va a venir a todos. Entonces pienso que lo que hay que hacer es saberlo llevar naturalmente y no tenerle miedo», subraya.

Debido al gran éxito de la conmovedora y reflexiva obra de Zusak, en 2013 Brian Percival, director de cine, realizó una adaptación de la novela para trasladar la historia a la gran pantalla.