Se necesitarían 30 médicos más para la atención de verano

G.G.U.
-
Se necesitarían 30 médicos más para la atención de verano - Foto: Jesús J. MatÁ­as

La gerencia de Atención Primaria admite que no encuentra cómo cubrir bajas y vacaciones, sobre todo en los pueblos. Lo peor, en Pediatría

La gerencia de Atención Primaria estima que necesitaría 25 médicos de familia y cinco pediatras más para prestar una asistencia desahogada en verano, cuando las vacaciones de la plantilla coinciden con bajas y poblaciones duplicadas o triplicadas en muchos puntos de la provincia. La directora médica, Pilar Sanmartín, admitió que, a pesar de que en los últimos meses han conseguido contratar a más de 20 profesionales, está siendo muy complicado conseguir personal suficiente para cubrir las ausencias de los titulares, sobre todo para las consultas de Pediatría -el principal problema- y para las guardias en los ambulatorios rurales. De hecho, señaló que una docena de profesionales de centros de salud de la capital están sumando estas horas de asistencia en pueblos a su jornada de forma voluntaria.
«Estamos mucho mejor de lo que estábamos, pero nos siguen faltando médicos», reconoció la responsable médica, matizando que «lo más gordo está en Pediatría». En Aranda, explicó, siguen faltando dos especialistasl, uno en cada centro de salud. «La atención se sigue prestando con pediatras que se desplazan desde Burgos y desde Valladolid. Las cosas se hacen, pero eso no es una buena calidad asistencial, porque necesitaríamos personal de referencia», dijo Sanmartín. En cuanto a la capital, hay dos centros de salud con la plantilla de pediatras al 50%: el de Casa la Vega (hay dos ausencias sobre un total de cuatro plazas) y el de Las Torres (hay dos plazas y una ausencia). «El resto de la provincia está más o menos cubierta, por lo que necesitaríamos cinco pediatras más», explicó.

[más información en la edición impresa]