scorecardresearch

Un bosque de 500 majuelos recreará en Atapuerca 'El Grito', de Munch

I.P. / Burgos
-

La plantación se hará en la parcela situada junto al Centro de Arqueología Experimental (Carex) y se convertirá en el 'kilómetro 0' del proyecto de creación de un monte universal

Marta Saiz, concejala de Medio Ambiente, con Jorge Extramiana, en la parcela donde se hará la plantación. - Foto: Patricia

La parcela titularidad del Ayuntamiento de Atapuerca, junto al Centro de Arqueología Experimental (Carex) es el lugar elegido para llevar a cabo una plantación de 500 árboles, proyecto enmarcado dentro del I Congreso Internacional de Medio  Ambiente y Clima que se celebra en Burgos los días 3, 4 y 5 de marzo.

La iniciativa con ser ya de por sí interesante medioambientalmente, lo es aún más por las peculiaridades que acompañan a esta plantación. Para empezar, los cinco centenares de árboles que se planten  serán majuelos, una especie autóctona y muy cambiante a lo largo de las estaciones. Pero además, no será una plantación al uso, sino que  los majuelos tendrán una disposición concreta, de tal manera que representarán el cuadro ‘El Grito’, de Edvard Munch, en lo que pretende ser a la vez una llamada de atención ante el progresivo deterioro del planeta y una forma de sensibilización para conservar el medio ambiente.

El iniciativa nace de la ONG  ‘Un bosque para el planeta’, y la idea de jugar con el famoso cuadro es de la artista noruega Lise Wulff, que asistirá al congreso y dirigirá la plantación, donde continuidad a su proyecto The Scream fron Nature. Se plantarán 500 espinos en homenaje a cada país reconocido por Naciones Unidas. De hecho, ayudarán a enraizarlos varios embajadores, presentes en el  congreso internacional. La intención es seguir con la plantación en años posteriores.

Seguimiento del bosque. El proyecto de Lise Wulff no acaba en la plantación, sino que su intención es ir fotografiando y grabando el cambio que experimentes los majuelos en un periodo de varios años para acabar haciendo una película sobre este proyecto y su significado. Esta especie encaja perfectamente en esta idea porque primeros son solo el tallo,  después echa hojas, luego, la flor y finalmente, el frutos para acabar cayendo la hoja y volver a reiniciar el mismo proceso.

El terreno en el que se realizará la plantación está afectado por dos patrimonios mundiales, los yacimientos de Atapuerca y el Camino de Santiago. Jorge Extramiana, director de Un bosque para el planeta, resalta que esos dos hitos  ensalzarán el propio valor de este bosque con la forma de El Grito. Además, añade, supondrá el ‘kilómetro 0’ del proyecto global que persigue la ONG: crear un bosque que recorra todo el planeta.

La parcela, titularidad del Ayuntamiento fue cedida a la Junta de Castilla y León dentro del proyecto del Carex para posibles actuaciones complementaria, que se han descartado. Aunque el ‘rescate’ de la finca no ser hará hasta 2017, la Junta y el Ayuntamiento han llegado a un acuerdo para que en este terreno, de unos 5.000 metros cuadrados, se ejecute el proyecto medioambiental. La propia Junta  ha donado los majuelos.

El Gobierno noruego, a través de la embajada, también colaborara en el proyecto, a través de la intervención de Lise Wulff, a quien paga el viaje. Igualmente, colabora la Fundación Atapuerca.

Se cumple así a través de este proyecto y del propio congreso uno de los principios básico de desarrollo de Naciones Unidas: la colaboración internacional de diferentes instituciones para llevar a cabo proyectos que ayuden a la lucha contra el cambio climático.

Esta plantación tendrá lugar el sábado día 5  de marzo por la tarde (16,00 horas) y será uno de los actos finales del congreso. Antes, en el propio Carex de Atapuerca tendrá lugar un acto oficial con la participación del embajador de Noruega en España y otras personalidades.