scorecardresearch

San Juan de Dios hurta al HUBU la mitad de camas concertadas

ANGÉLICA GONZÁLEZ
-

De las 80 plazas que incluye el convenio la orden religiosa solo ha permitido usar 40 este verano. Desde hace varias semanas tampoco acoge cirugías y rechaza a los pacientes con covid. El Divino Valles se prepara para tomar el relevo

San Juan de Dios hurta al HUBU la mitad de camas concertadas - Foto: Alberto Rodrigo

Sin que haya terminado la peor pandemia de los últimos cien años y en una provincia envejecida y en la que la lista de espera quirúrgica es un problema de muy preocupantes dimensiones desde hace muchos años, San Juan de Dios, el hospital privado con el que Sacyl tiene concertada una determinada actividad tanto de cirugía como de corta y media estancia y de cuidados paliativos, lleva todo el verano hurtando al Hospital Universitario de Burgos (HUBU) el uso de la mitad de las plazas conveniadas, hace semanas que no realiza cirugías y se niega a acoger a pacientes con covid prácticamente desde el principio de la crisis sanitaria. Esto ha hecho que el HUBU no pueda dar salida a muchos pacientes que están necesitando ahora mismo cuidados medios y que haya desaparecido el pequeño respiro que le daban las cirugías realizadas en el hospital del Paseo de la Isla. 

Esta situación está teniendo lugar en el primer verano tras la ruptura de relaciones entre Sacyl y la Orden de San Juan de Dios, ya que   la Administración ha expresado en numerosas ocasiones -la última, el pasado mes de abril- su voluntad de terminar con este convenio, una decisión que solo puede hacerse de mutuo acuerdo. Así que la relación, que concluirá en diciembre de 2022, se ha prorrogado con un gran descontento por parte del HUBU. Su director gerente, José María Romo, explicó que su intención es utilizar al máximo las instalaciones de San Juan de Dios mientras no se rompa el acuerdo y que así lo han estado haciendo hasta antes del verano: «Son ellos los que marcan las pautas a las que su organización les obliga y por eso ahora solo podemos usar 40 camas en vez de 80, que es lo que dice el convenio, y llevamos varias semanas sin operar allí, supongo que por están dando vacaciones».

(Más información, en la edición de papel de hoy de Diario de Burgos)