scorecardresearch

El comercio retoma el pulso pero mira con miedo al otoño

SPC
-

El sector alerta de una «irregular» campaña de rebajas donde han aumentado un 23 por ciento los costes y las ventas sólo un 19 por ciento

Interior de un comercio durante las rebajas. - Foto: Alberto Rodrigo

El sector comercial de Castilla y León cierra el primer semestre del ejercicio con buenas sensaciones de recuperación tras dos años muy duros a raíz de la pandemia de la covid-19, aunque miran con temor lo que puede ocurrir a la vuelta del verano. Así lo reconoce el presidente de la Confederación de Comercio autonómica, Adolfo Sainz, que asegura que, si bien el sector ha logrado mantener el pulso de las ventas este verano, existe «cierta» incertidumbre de lo que puede pasar en el segundo semestre del año. En declaraciones a Ical, explica que la campaña de rebajas en el pequeño comercio ha sido «irregular» , ya que ha estado condicionada por la inflación y arrancó con una ola de calor que provocó que los consumidores no salieran a las calles en las horas centrales del día.

En este contexto, el presidente de Conferco señala que para el sector han aumentado un 23 por ciento los costes y las ventas sólo un 19 por ciento, según datos aportados por la Patronal del Comercio. Asimismo, recuerda que la subida de los precios, más de un diez por ciento en la mayoría de los artículos, provoca que los consumidores tengan menos capacidad de consumo y a esto se suma que prefieren invertir en ocio que no en bienes de consumo.  

«Llevamos dos años sin poder salir y la gente prefiere ir a la playa o a las piscinas. En Castilla y León se ha notado que han venido menos turistas y veraneantes, porque prefieren invertir en pasar unos días fuera, aunque les salga más caro que otros años. El consumo se reduce y se desvía a la playa», precisa el dirigente regional de la patronal del comercio.

Otoño «bastante malo»

Sainz no se esconde a la hora de reconocer que las previsiones que manejan es que el otoño se presente «bastante malo» por la subida de la luz y el gas, y agrega que existe un ambiente de «cierto pesimismo» que invita, además, a la gente a ahorrar. «Las perspectivas no pintan bien por lo que escuchamos. No obstante, yo soy optimista y prefiero vivir el presente. Creo que el verano, en términos de ventas, no va a ser malo», recalca.

A pesar de ello, el presidente de Conferco califica de «bueno» el primer semestre del año, al haber recuperado las ventas que generan los acontecimientos sociales –bodas, bautizos, comuniones– y las fiestas patronales. «Veníamos de dos años muy malos a consecuencia de la covid-19 y de unas navidades que empezaron bien pero acabaron mal por la aparición de una nueva variante que afectó mucho a las ventas», recuerda, en referencia a la ola de contagios por la Omicron.

Por último, Sainz significa que la bajada de la cuota de autónomo, que permite pagar según la facturación,  es una buena noticia para el sector, y agregó que la negociación «pintaba mal» pero se ha resuelto de forma satisfactoria.