scorecardresearch

Mayor interés por mover las mercancías desde Villafría

L.M.
-

La futura ampliación de frecuencias desde la terminal del Puerto Seco para productos congelados eleva las consultas de empresas de Castilla y León

Imagen del primer envío de contenedores refrigerados desde la terminal de Villafría, una modalidad que crecerá al aumentar las conexiones eléctricas disponibles en las próximas semanas. - Foto: Luis López Araico

El Administrador de Infraestructuras Ferroviarias (Adif) continúa evaluando el proyecto remitido por el Centro de Transportes Aduana de Burgos (Cetabsa) para aumentar la potencia eléctrica disponible a pie de vía. Con esta obra, la entidad burgalesa pretende incrementar la capacidad de almacenaje y movimiento de contenedores refrigerados en dos trenes más a la semana, lo que otorgaría una frecuencia diaria de lunes a viernes.

Mientras el ente público termina de dar su visto bueno a la obra, varias empresas radicadas en el ámbito provincial y algunas de la comunidad ya han preguntado al Cetabsa sobre la posibilidad de transportar sus productos en estos vagones a temperatura controlada. En estos momentos la demanda de conexión entre Burgos y Barcelona está copada prácticamente por Campofrío, que tiene numerosos acuerdos de suministro con China. Sin embargo, una vez que se amplíen los trayectos las posibilidades para el resto de industrias, sobre todo relacionadas con la agroalimentación, se multiplicarán. 

Existe el convencimiento de que desde otras provincias como Salamanca (Guijuelo es un gran exportador de jamón a China) o Valladolid podrían hacer que se incrementara la actividad de Villafría. No sería solo válido para las ventas al exterior, también para la importación desde el mercado asiático.

«Podrían estar interesadas todas las empresas en un radio de 250 a 300 kilómetros a la redonda», apuntaba el propio Gonzalo Ansótegui en febrero del año pasado, cuando partió desde Burgos hacia Barcelona el primer tren con productos a temperatura congelada. Pues bien, esa predicción parece que empieza a cumplirse con los primeros contactos entre firmas y organismo.

La intención del Cetabsa es pasar de los 16 enchufes que en la actualidad tiene el Puerto Seco hasta los 76. Además, se prevé construir un centro de transformación de 1.000 kVA que de capacidad a los nuevos terminales y sustituya al actual, que con 250 kVA se ha quedado pequeño para todos los contenedores refrigerados que se mueven -y quieren mover- desde la terminal ferroviaria de Villafría. En total se invertirán alrededor de 250.000 euros.

Salto enorme. En estos momentos salen desde Burgos cada semana dos convoyes hacia Bilbao y otros tantos hacia Huelva a temperatura ambiente, así como tres con destino Barcelona que intercalan también mercancías refrigeradas. La composición suele ser de unos diez contenedores refrigerados por dieciocho a ambiente, y se prevé que con la llegada de enchufes esta operativa pueda ampliarse en dos trenes más -previsiblemente los martes y jueves- para completar cinco, uno diario de lunes a viernes, hasta el Puerto de la Ciudad Condal.

Uno de los principales escollos que han de salvar para lograr este aumento de capacidad operativa es la conducción de los cables desde el centro de transformación hasta la mitad de la playa de vías, donde se ubicarán los enchufes para los contenedores. En este emplazamiento se montará una especie de pasarela desde la cual el empleado de la terminal de Villafría conectará los contenedores a la corriente eléctrica para mantenerlos a temperatura controlada hasta su salida.

En total se podrán almacenar tres alturas, es decir, casi 8 metros de containers (2,6 cada uno).Ello conferiría una capacidad total de 60, ya que se dispondrán dos pasarelas y 30 contenedores en cada una (15 a cada lado de la misma con tres plantas).

Aunque el Adif se encuentra aún analizando el proyecto técnico presentado por Cetabsa, desde Burgos ya han empezado a solicitar presupuestos a diferentes compañías para tratar de tenerlo todo cerrado.En cuanto el Administrador de Infraestructuras Ferroviarias de su aprobación contratarán los trabajos para arrancar con la nueva operativa y horarios de viajes a más no tardar.