scorecardresearch

Podemos apuesta por políticas de vivienda y regeneración

SPC
-

Pablo Fernández subraya que el programa electoral de la formación es el "antídoto contra la despoblación y la vacuna contra la resignación" para quienes "quieren una Castilla y León diferente y llena de oportunidades"

Pablo Fernández, candidato de Unidas Podemos a la presidencia de Castilla y León, y María Sánchez, número dos de la candidatura por Valladolid, presentan en rueda de prensa el programa electoral de Unidas Podemos. - Foto: Eduardo Margareto (Ical)

El candidato de Unidas Podemos a la Presidencia de la Junta, Pablo Fernández, apostó hoy por "fortalecer" los servicios públicos de calidad, tanto la educación, la sanidad como la dependencia; promover políticas que "favorezcan" la vivienda, la igualdad entre mujeres y hombres, así como la "regeneración democrática frente a la corrupción". En estos ejes resumió Fernández el programa electoral de la formación de cara a las elecciones autonómicas del 13 de febrero y que se encargaron de desgranar María Sánchez, número dos de la candidatura por Valladolid, y el cabeza de lista de Unidas Podemos por Burgos y coordinador de Izquierda Unida Castilla y León, Juan Gascón.

Este programa, subrayó Fernández, es "el antídoto contra la despoblación y una vacuna contra la resignación" para quienes "quieren una Castilla y León diferente, llena de oportunidades". "Está hecho para la ciudadana, para que se puedan quedar aquí nuestros paisanos y que vuelvan los cientos de miles de expulsados por las políticas del PP", remarcó.

Así, Fernández apeló al "fortalecimiento de los público y de calidad, imprescindible para impulsar la Comunidad autónoma"; apostó por crear empleo con un cambio de modelo productivo dirigido hacia lo "digital, sostenible y verde", "potenciando a los autónomos, esenciales en esta tierra"; como fundamental es, dijo, "promover políticas públicas que favorezcan la vivienda, fundamentalmente entre los jóvenes". En este sentido, pidió tomar ejemplo del Gobierno de coalición, con una ley " que ha cambiado el paradigma: regulación de precios alquiler, red de viviendas públicas y acabar con el terrible fenómeno de los desahucios sin alternativa habitacional".

Igualmente, abordó la igualdad entre hombres y mujeres, con "políticas que erradiquen la brecha salarial", pero también "justicia" entre el medio rural y el urbano; así como entre las distintas provincias. "El PP ha creado enormes desequilibrios territoriales y se debe solucionar de forma inmediata, apostando por el ferrocarril convencional".

Por último, Fernández se refirió a un "punto de fortalecimiento" como es la democracia y regeneración y recordó que el PP está "inmerso en diferentes causas por corrupción, y esto no puede ser". "Hay que abrir puertas y ventanas para limpiar las instituciones".

Doce ejes

Junto al candidato a la Presidencia de la Junta, Gascón y Sánchez se encargaron de detallar el programa electoral de la formación. El coordinador autonómico de Izquierda Unida mencionó al histórico Julio Anguita en una "tradición" que recordaba la frase de "programa, programa y programa, y que en este caso está dividido en una docena de ejes.

Así, citó los servicios sociales y la atención dependencia, que "se puede ver como algo economicista o para ayudar a conciliar la vida laboral y familiar"; también la educación "como forma de vertebración, también en el medio rural y en pequeñas ciudades", y prometió gratuidad de 0 a 3 años. En materia de vivienda, reclamó al candidato del PP, Alfonso Fernández Mañueco, "no ser insumiso o insubordinado contra el Gobierno de España y su ley de vivienda y preocuparse más por Castilla y León". 

En sanidad, la formación se compromete a que desprivatizar el transporte sanitario, además de revertir el modelo del Hospital Universitario de Burgos. También apostó, en cuestiones de movilidad, por recuperar las líneas de tren convencional Madrid-Valle del Tiétar-Plasencia; Valladolid-Ariza; la Ruta de la Plata; el corredor histórico Palencia, Valladolid- Medina del Campo y el Tren Directo Madrid-Burgos.

Gascón aseguró no entender el "planteamiento electoralista del medio rural". "No podemos exigir que sus habitantes sean héroes en el campo porque no tengan pediatra, centro de salud o médico. Hay que incrementar la vivienda en los pueblos, escasa y cara", dijo.

Se detuvo especialmente en fiscalidad "justa", ya que recordó que el PP "piensa reducir impuestos a los que más tienen" y apeló a la necesidad de "políticas que redistribuyan la riqueza". "La eliminación de impuestos en Castilla y León solo es posible por la aportación de 884 millones de euros en dos años de los fondos covid", le recordó a Mañueco. También pidió eliminar la "alfombra roja" a la macrogranjas, "frente a las dificultades de pequeños ganaderos", y denunció que cinco de las explotaciones más contaminantes de España se encuentran en la Comunidad.

Gascón también citó la innovación y el "horizonte verde" en el que "debe colaborar la agricultura y la ganadería", un sector en el que la fiscalidad, dijo, "debe ayudar para contaminar menos". Y lamentó que la Junta "haya hecho dejación de su responsabilidad política para que los jóvenes puedan tener una explotación ganadera". Para terminar, Gascón, se centró en empleo "digno y de calidad", motivo que le llevó a pedir a Fernández Mañueco que "deje de insubordinarse contra los fondos europeos, que deben utilizarse para reindustrializar y que la gente no se tenga que ir". Por ello, habló de la puesta en marcha de un plan de retorno; así como recuperar las 35 horas laborales en los empleados públicos.

Por su parte, María Sánchez destacó del programa electoral la promesa de una "potente red cuidadora pública a mayores e infancia"; una regulación "más restrictiva" para las casas de apuestas; el fomento de hábitos saludables, acceso a la cultura y un plan integral de empleo. También un "enfoque integral para la igualdad de género"; y un total de 114 medidas sobre violencia de género, partiendo de la actualización de la ley que "ha sido damnificada por este adelanto electoral".

En deportes, Unidad Podemos hará hincapié en la base y en el área femenina, para que sea "una herramienta de inclusión". Sánchez apostó, igualmente, por una ley de democracia participativa, "más ambiciosa que ley de transparencia actual", que incluya una regulación "de cuentas abiertas para publicar todas las agendas", momento en el que recordó la polémica suscitada en el debate electoral de lunes, en la que Francisco Igea acusó al consejero de Sanidad, Alejandro Vázquez, de incumplir el código ético por una reunión fuera de agenda sobre un contrato sanitario de 800 millones de euros.

Además, el programa recogerá la puesta en marcha de procesos participativos, con ejemplos como los ya desarrollados en la Comunidad Valenciana, aunque de momento sin fijar un porcentaje de qué cantidad se dejaría al ciudadano. Por último, se refirió a la reforma de la Ley Electoral, en el marco de la que apostó por envíos conjuntos de publicidad entre partidos "para abaratar costes y reducir molestias"; así como una defensa de una representación "más proporcional", dado que actualmente, es "más proporcional" la elecciones de candidatos en las elecciones municipales. "Se tratará de corregirlo para que cada voto valga lo mismo", concluyó Sánchez.