scorecardresearch

La Junta lidera el apoyo fiscal a la natalidad y las familias

David Alonso
-

Carlos Fernández Carriedo destaca la rebaja del IRPF y la mejora de las ayudas por nacimiento en los pueblos para 2022, y cifra en 73 millones el ahorro logrado por las 20 deducciones autonómicas en 2020

El consejero de Economía y Hacienda, Carlos Fernández Carriedo, y la directora general de Tributos y Financiación, Heidi Millán, antes de la rueda de prensa. - Foto: R. Cacho (Ical)

Castilla y León sigue tratando de atajar el drama demográfico incrementado los beneficios fiscales que retengan a la población y la incentiven a establecerse y formar una familia en la Comunidad. De hecho, la autonomía se sitúa a la cabeza de España en deducciones y ayudas al nacimiento de hijos y es la segunda del país con el tramo mínimo del IRPF más bajo. «Somos un Gobierno que apoya a la familia y a la natalidad», resumió ayer el consejero de Economía y Hacienda, Carlos Fernández Carriedo, durante la presentación del inicio de la campaña en 81 municipios del medio rural del servicio de atención presencial para la realización de las declaraciones del IRPF. 

Allí, el responsable económico de la Junta detalló los beneficios fiscales a los que se podrán acoger los contribuyentes autonómicos en la declaración de este año, donde hizo especial hincapié en las dos novedades que se encontrarán los ciudadanos el año que viene cuando tengan que ponerse al día con la Agencia Tributaria.

Beneficios que ya habían sido anunciados por el presidente de la Junta, Alfonso Fernández Mañueco, durante la presentación del Plan Anticrisis regional y que se resumen en la bajada del tipo mínimo del IRPF del 9,5 al nueve por ciento para todos los contribuyentes, y la mejora de la deducción autonómica por nacimiento o adopción en el medio rural, que incrementará un 40% las cuantías con respecto a las zonas urbanas. 

No obstante, estas medidas todavía tienen que pasar por las Cortes para su aprobación aunque, como recordó, tienen efectos retroactivos al 1 de enero de 2022. «Consolidamos una política fiscal moderada que ofrece las ventajas fiscales más favorables para la natalidad y la protección de la familia», celebró el también portavoz del Ejecutivo autonómico. 

Impacto de las medidas

Cuestionado sobre el impacto que las medidas fiscales aprobadas por la Junta han tenido en la lucha contra la despoblación en la Comunidad, que acumula más de una década seguida perdiendo habitantes, el consejero de Economía reconoció que «es difícil saber que habría pasado si estos apoyos a la natalidad no existieran», y recordó que se trata de «un problema a nivel global». Poco antes, puso en valor que muchas de las deducciones por nacimientos o adopciones vigentes en Castilla y León no están extendidas a otras comunidades, y puso como ejemplo los casi 800 euros de diferencia en la deducción por el primer hijo que existe entre Castilla y León y la media de las 11 regiones que también lo aplican.

Además, cifró en 175 euros al año el ahorro en el IRPF para un contribuyente con una base liquidable de 25.000 euros y con un hijo en tributación individual de Castilla y León, frente a la comunidad autónoma con el tipo mínimo más alto, como es Cataluña, con un 10,5 por ciento.

Por todo ello, Fernández Carriedo, que reconoció que la presente campaña de la renta no presenta novedades respecto a las precedentes, destacó las 20 deducciones fiscales que presenta Castilla y León circunscritas a siete ámbitos de actuación, como el apoyo a la familia, el medio rural, los jóvenes, la sostenibilidad, el patrimonio cultural y natural, la I+D+i y el emprendimiento. A renglón seguido precisó que estas llegaron a más de 133.000 declaraciones durante 2020 por importe de 65,3 millones de euros,al que hay que sumar otras casi 11.000 subvenciones por deducciones no aplicadas, por otros 7,6 millones, elevando el total hasta los 73.

Atención rural

Por lo que respecta al servicio de atención en el medio rural que arrancó ayer, Fernández Carriedo indicó que contarán con 43 técnicos que prestarán este servicio de forma itinerante por los 81 municipios hasta el 30 de junio de 2022.