scorecardresearch

Fusión o cada uno por su lado

ROBERTO MENA
-

Si el Burgos CF no llega a un acuerdo con el Promesas continuará en solitario y creará sus propias categorías inferiores

Rodrigo Santidrián y Pepe Manzanedo se saludan en la inauguración de la tienda del Burgos CF. - Foto: Jesús J. Matías

La relación que la próxima campaña tendrán el Burgos CF y el Promesas aún no está definida. Desde El Plantío se asegura que su compañero de viaje en las dos últimas temporadas ya tiene las condiciones de la fusión encima de la mesa. Desde Castañares piden paciencia y aseguran que este tipo de decisiones no se pueden tomar de forma precipitada porque hay muchos matices que tener en cuenta. En lo que coinciden ambos es que existe buena sintonía, que el diálogo va por el camino adecuado. 

Lo que tienen claro los dirigentes blanquinegros es que no existirá una vía intermedia y que las cosas no seguirán como hasta ahora. Ollega la absorción o separarán los caminos y cada uno continuará por su lado.

El Burgos CF asegura que la pelota está en el tejado del Promesas en estos momentos y entiende que será a finales de esta semana o principios de la que viene cuando llegue la  respuesta definitiva. 

Una de las trabas a las que se refirió Pepe Manzanedo el día que Rodrigo Santidrián casi dio por hecho el acuerdo fueron los «temas legales» que podrían surgir para que una SAD se pueda fusionar con un club de fútbol y otros aspectos que los servicios jurídicos de ambas partes han mirado con lupa.

El Burgos asegura que a todos estos problemas ya se les ha dado una solución, que queda perfectamente explicada en la propuesta que el club blanquinegro le ha hecho llegar al Promesas.

Plazos. Una de las preguntas que pueden surgir es si el Burgos CF tiene tiempo suficiente para crear su propia estructura en el caso de que no haya acuerdo y deba continuar en solitario. Los blanquinegros aseguran que es un aspecto que también han estudiado y que no supondría una traba.

No obstante, la vía preferida por los burgalesistas es la de seguir juntos y formar una sola estructura más potente que beneficiaría a todo el fútbol burgalés.

Ambas partes insisten en que el proceso va discurriendo por el camino adecuado y que existe buena voluntad, aunque la solución debe llegar cuanto antes para ganar tiempo y que se pueda trabajar de forma inmediata.

Desde Provincial. Si el Burgos continúa en solitario debería comenzar en provincial en todas sus categorías, menos en la juvenil, ya que el División de Honor pertenece a la entidad blanquinegra. El resto comenzarían desde abajo, aunque la idea es que en dos o tres temporadas puedan estar ya bien posicionados. Sería el Promesas el que continuaría con la actual estructura de fútbol base, incluido el conjunto de Segunda RFEF.

La intención del Burgos CF es el de crear un filial, que iniciaría su andadura en la última división, aunque también con la esperanza de que fuera escalando peldaños de la forma más rápida posible para que se convierta en ese puente entre el conjunto de División de Honor y el primer equipo.