La UBU invierte 300.000 euros en un edificio del Militar

B.G.R.
-

Acogerá el laboratorio de videojuegos, actuación prioritaria tras el vaciado de las dos plantas. Albergará también un gimnasio y salas multiusos. Está previsto que la rehabilitación del inmueble histórico comience en marzo.

La UBU invierte 300.000 euros en un edificio del Militar - Foto: Jesús J. Matías

El plan de actuación de la Universidad de Burgos en el antiguo Hospital Militar, después de que en el año 2013 la Junta cediera a la institución 40.000 metros de este complejo (25.000 de inmuebles), da un paso más. Tras la adecuación inicial  de dos barracones como aularios y del pabellón 1, a la que siguió el segundo, ahora llega el turno de uno de los tres edificios históricos, concretamente el primero del paseo de los Comendadores y más cercano a la avenida de Palencia.
 La institución tiene previsto invertir 300.000 euros en su rehabilitación integral con el fin de poder ubicar en esas instalaciones distintos servicios del campus y el futuro laboratorio de videojuegos, proyecto este último prioritario para la UBU. La intervención, que podría realizarse por fases dependiendo de las necesidades de cada momento, solo afecta al interior de las plantas bajas y primera, que ocupan una superficie global de cerca de 1.000 metros cuadrados.
En la primera, donde todavía permanecen antiguas habitaciones hospitalarias con aseos, irá ubicado el citado centro de creación y desarrollo de videojuegos, que ocupará la del espacio disponible. El resto se acondicionará como despachos donde se instalarán la Unidad de Igualdad de Oportunidades (ahora en la Facultad de Económicas) y el nuevo Servicio de Atención a la Salud que se ha creado recientemente. También se dedicará un amplio espacio «sin dividir» para sala de reuniones, atendiendo así a las peticiones que han realizado los decanatos de Humanidades y Comunicación, y Ciencias de la Salud, que son las facultades con sede en el complejo.
En la planta baja, donde próximamente abrirá la cafetería, se intervendrá en las dos salas existentes de grandes dimensiones. Una de ellas, que ahora se utiliza para algunas actividades físicas de los cursos no reglados de UBUAbierta, pero que «no reúne las mejores condiciones», se convertirá en gimnasio (con zona de vestuarios y aseos). De igual forma, se utilizará para distintas prácticas de los alumnos de Enfermería y Terapia Ocupacional. La otra será de usos múltiples, bien como sala de juntas o de reuniones. El edificio se completa con un semisótano donde no se intervendrá.
El proyecto de rehabilitación de este inmueble, cuya facha exterior está protegida, se encargó el pasado mes mayo por parte del anterior Vicerrectorado de Planificación, cuyo responsable era Juan Manuel Manso, y actualmente los técnicos lo están adaptando a las nuevas necesidades del futuro laboratorio, ya que inicialmente se contemplaban más despachos. La actuación incluye el vaciado del mismo, la eliminación de tabiques y la ejecución de nuevas divisiones, así como la renovación de las instalaciones de electricidad, fontanería y calefacción para que adaptarse a la normativa actual.

[más información en la edición impresa]