scorecardresearch

El Diego Porcelos pide un BACH específico de salud y deporte

B.G.R.
-

Por ahora, el instituto ha obtenido el silencio de la Junta como respuesta para poder implantarlo este curso. Sería el primer centro de la región en ofertarlo

Imagen de archivo de una de las aulas de la dotación ubicada en la calle Eloy García de Quevedo. - Foto: Alberto Rodrigo

Los centros públicos de Secundaria buscan la especialización más allá de las dos modalidades habituales de Bachillerato; Ciencias y Tecnología, y Humanidades y Ciencias Sociales. Una de las vías para conseguir ese objetivo pasa por la implantación de las enseñanzas de investigación y excelencia (BIE) en esta etapa educativa que promueve la Junta con el objetivo de acercar el mundo científico a los alumnos. Este es el camino por el que ha optado el instituto Diego Porcelos al haber solicitado formalmente a la Administración regional la incorporación de una rama específica en los campos de salud y deporte.

La petición de un bachillerato propio en estas materias se formalizó el curso pasado con la intención de ponerlo en marcha durante el que está a punto de comenzar. Sin embargo, el centro ha recibido el silencio como respuesta por parte de la Consejería de Educación después de conseguir el respaldo de la Dirección Provincial de Burgos. Su director, Jesús Martín, lamenta la falta de información del departamento regional, ya que considera que se trabajó para «realizar un buen proyecto». En este punto, detalla que a las materias troncales y de modalidad se sumarían otras relacionadas con los hábitos de vida saludable, el deporte, nutrición o anatomía aplicada.

Martín pone de relieve las ventajas que supondría este bachillerato, teniendo en cuenta que las carreras vinculadas a la rama de Ciencias de la Salud son las más demandadas por los preuniversitarios. Además, expone la experiencia que está acumulando el instituto a través de la incorporación el curso pasado del ciclo de Formación Profesional de grado superior de Acondicionamiento Físico, que en su segundo año ha vuelto a contar con una elevada demanda sumando para primero 40 solicitudes para las 23 plazas disponibles.

Tras el silencio de la Junta, el equipo directivo del Diego Porcelos aún no ha decidido si volverá a solicitar estos estudios durante este ejercicio lectivo, aunque lo más probable es que lo siga intentando. No obstante, su responsable precisa que «tenemos que saber si contamos con buenas expectativas para poder conseguirlo». En caso de que finalmente sea así, se trataría del primer centro de Secundaria de la región en ofertar un bachillerato específico en estas áreas.

Se sumaría de esta forma a los otros tres institutos que ya disponen de un BIE en la capital, como son el Pintor Luis Sáez, en Humanidades y Ciencias Sociales, el Félix Rodríguez de la Fuente, en Ciencias, y el Comuneros de Castilla, en nuevas tecnologías. En todos ellos, los alumnos combinan la formación generalista con la específica y su capacidad para investigar y ahondar en el conocimiento a través del método científico. Para ello, cuentan con el apoyo de la Universidad de Burgos y deben presentar un proyecto ante un tribunal.

El Comuneros añade a esta oferta la titulación del Bachillerato en Francés, que se implantó el curso pasado y que para el próximo ya cuenta con diez alumnos en primero, los mismos que en segundo. Su director, Tomás Gómez, se muestra satisfecho con estos datos en el arranque de las enseñanzas, ya que logran retener al 60% de los estudiantes de la ESO que estudian este idioma. «Es una oferta muy interesante que permite acceder a las universidades españolas y francesas, además de que Burgos cuenta con relaciones empresariales con el país vecino», explica, confiando en que su consolidación suponga un aumento de la matrícula.