scorecardresearch

El recibo del agua subirá un 2,8% en Briviesca por contrato

S.F.L.
-

El equipo de gobierno está obligado a aumentar la tasa, ya que el IPC ha repuntado

La capital burebana celebró el primer pleno presencial del año. - Foto: S.F.L.

La tasa de agua y alcantarilla de Briviesca vuelve a subir un 2,8% tras el incremento del 0,3% en 2019. El contrato que el Ayuntamiento firmó en su día con la empresa Aquona obliga a aplicar el Índice de Precios al Consumidor (IPC), y como este se ha incrementado, afecta directamente al recibo. Hace más de diez años que la empresa y el equipo de gobierno de entonces llegaron al acuerdo y como el municipio carecía de unos pliegos redactados para sacara a concurso un nuevo contrato, se prorrogó el existente hasta final de este año.

Álvaro Morales, alcalde de la localidad, confía en que el trabajo del equipo que prepara la documentación «termine con ello antes de que acabe la ampliación y una vez que quedé firmado, ya veremos como se desarrollarán entonces las cosas. Por ahora tenemos que cumplir con lo pactado», manifiesta. El incremento del IPC ha provocado que la modificación de la ordenanza fiscal de la tasa de abastecimiento de agua y de la prestación del servicio de alcantarillado se presentara por el equipo bipartido, integrado por el PSOE y Asamblea Briviesca, en el primer pleno presencial del año, celebrado en la capital burebana. 

La alternativa de que sea el propio Ayuntamiento quien se haga cargo de esos gastos de subida apenas se trató, a pesar de que en anteriores subidas de la tasa tanto el PP como Cs consideraron que se podía «exentar a los vecinos del pago de la cuantía incrementada». 

El concejal de Hacienda, Marcos Peña, explica que el empresario «no va a renunciar a la subida porque lo tiene acordado en el contrato. Ha habido años que el IPC estaba a cero o incluso en porcentaje negativo y no se ha realizado subidas. Sin embargo, en esta ocasión no ha sido así. Soy consciente de que es injusto que suba este valor y que no suban los sueldos en concordancia». 

Con respecto a emplear los fondos de las arcas municipales para hacer frente a tal incremento, el edil recuerda que «ese dinero también sale del bolsillo de los briviescano». Asimismo añade que «hay que tener en cuenta que el agua se paga por el consumo y lo justo es que cada uno pague su parte. Podría llegar a realizarse ese pago pero el 2,8% de todo el agua de Briviesca es mucho dinero y entre todos pagaríamos a quienes más consumen, que son las grandes empresas instaladas en la ciudad. Igual tendríamos que subir el IBI para pagar el agua».

Los grupos de la oposición -PP y Cs- votaron a favor de la modificación. Arturo Pascual, portavoz de los populares, justificó su postura afirmando que «las tasas suben y en esta ocasión no se puede hacer nada para evitarlo ya que es de obligado cumplimiento». La edil del partido naranja, María Guimarey, expresó que «está en contra de la subida de impuestos pero los contratos hay que cumplirlos y la subida el IPC está justificada».

festivos locales. En la misma sesión plenaria se presentó el calendario de festivos locales de la próxima anualidad. El primero de ellos se ha fijado el lunes 9 de mayo, coincidiendo con la festividad de Santa Casilda, y el segundo el 16 de agosto, ya que el 15, día del patrón briviescano, se celebra la Asunción de la Virgen.