FAE ve una mano negra tras el retraso del Parque Tecnológico

J.D. Maté
-

Lacalle considera «muy lamentable» haberse enterado del problema por la prensa y pide que se «agilice» la licitación

FAE ve una mano negra tras el retraso del Parque Tecnológico - Foto: Miguel Ángel Valdivielso

El enésimo retraso del Parque Tecnológico cansa a la sociedad burgalesa, que ve cómo una infraestructura vital para el desarrollo industrial y tecnológico de la provincia sigue estancada muchos años después de ser promovida por la Junta. «Vamos a pensar que son todo malas casualidades, pero tiene pinta de que ha habido una mano negra desde el minuto uno. Un error es asumible, pero ¿cuántos errores llevan en esta ejercución?», planteó ayer Miguel Ángel Benavente, presidente de FAE, tras enterarse de que la obra volvía a estar paralizada.
«Muchos tendrían que hacer un análisis de conciencia de lo que está sucediendo porque (el Parque Tecnológico) es un modelo de mala gestión, mala planificación y mala ejecución», instó Benavente, que lamenta que «no se esté tomando a Burgos en consideración» y eso haya supuesto «un perjuicio importante» para la ciudad en beneficio de Boecillo y León. «Si se hubiera hecho a tiempo, muchos de los que se instalaron allí lo hubieran hecho aquí», indicó el presidente de la patronal de empresarios, que cree que el enfoque de la futura infraestructura debe ser «totalmente diferente» a lo existente y tender más hacia las startups o la Ingeniería de la Salud.
El recurso presentado a finales de marzo por la Cámara de Contratistas contra la adjudicación de las obras a Tragsa y la posterior resolución, hace apenas una semana, del Tribunal Administrativo de Recursos Contractuales (Tarcyl) anulando el encargo a la empresa pública ha significado un nuevo revés para una infraestructura «fundamental» para Burgos. Su alcalde en funciones, Javier Lacalle, aseguró en conversación con este periódico que «desconocía por completo» los hechos y que se enteró ayer por Diario de Burgos, pese a que un día antes había estado con la consejera de Economía y Hacienda, Pilar del Olmo.
«Nadie nos ha trasladado nada al respecto. No me parece lógico que si hay un incidente o un problema no se nos informe, es muy lamentable», expresaba, molesto, Lacalle, que espera que Alfonso Fernández Mañueco sea el nuevo presidente de la Junta y dé «prioridad» a este «proyecto gafado» y «agilice» la licitación de las obras para que «cuanto antes» se adjudiquen a una empresa y reanude los trabajos.
Sobre el encargo a Tragsa, el alcalde en funciones cree que la Junta «lo hizo con su mejor intención» y aseguró que en su momento «nos informaron y nos dieron garantías», pero el recurso de la Cámara de Contratistas dio al traste con sus planes. «No me parece normal que no se nos informe de este enésimo despropósito», incidió Lacalle.
Muy crítico con la Junta fue el líder local del PSOE, Daniel de la Rosa, que acusó de mentir a la consejera Pilar del Olmo. «Nosotros compartíamos las dudas que salen hoy -por ayer- en los medios de comunicación» acerca del posible recurso de la Cámara de Contratistas, «pero era mucho más importante para el PP evidenciar que ellos eran capaces de solucionar algo que no han sido capaces de solucionar en siete años».
«Nos han vuelto a demostrar que no son capaces y además mienten», recalcó De la Rosa, que cree que la nueva paralización del Parque Tecnológico «es un ejemplo más de que en Castilla y León el cambio no puede venir de la mano del PP».
Desde la Cámara de Comercio, su secretario general, José María Vicente, consideró «preocupante» este nuevo retraso. «No hacer bien las cosas ha supuesto retrasos muy importantes en un proyecto estratégico para la ciudad», lamentó Vicente, que si bien no ve «demasiado claro en el horizonte» la solución al problema actual, confía en que la nueva Administración resuelva las cosas y la infraestructura «esté operativa en el menor tiempo posible», aunque, advirtió, «el proceso tiene que hacerse bien para evitar que posibles alegaciones tengan opciones de prosperar».
Decepción. Los sindicatos también mostraron su pesar por este nuevo retraso. «Es una decepción porque había puestas esperanzas en que el Parque Tecnológico captara más empresas y potenciara la industria en la ciudad», dijo Pablo Dionisio Fraile (UGT). Ángel Citores (CCOO), por su parte, prefiere pasar página. «Es una traba más y podemos quejarnos, pero lo que hay que hacer es poner una solución ya. Acabar el Parque Tecnológico y atraer empresas».