El mal estado de las calles y la limpieza centran las quejas

Ó.C
-
El mal estado de las calles y la limpieza centran las quejas

La aplicación móvil Línea Verde acumula más de 1.800 incidencias aunque desde el Ayuntamiento se indica que más del 70% están resueltas

El mal estado de las calles, tanto de las aceras como de la calzada, sigue siendo el aspecto por el que el Ayuntamiento recibe el mayor número de notificaciones a través de la Línea Verde. Con esta aplicación móvil los vecinos pueden comunicar incidencias, principalmente de carácter menor, para que se pueda actuar por parte de los responsables municipales. En este 2018, el concejal de Obras, Adrián San Emeterio, confiesa que este sigue siendo el principal motivo de queja ciudadana, a través de un sistema en el que a pesar de que el volumen de quejas no es tan abultado como cuando se puso en marcha a mediados de 2015, sí que sigue utilizándose por parte de los vecinos.
De hecho, en el recién concluido 2018 el número de quejas, sugerencias o peticiones se quedó muy cerca de las 550 y desde arrancó ya se han superado las 1.800. Una cifra en la que, como resalta SanEmeterio, tienen una presencia mayor al resto las incidencias relacionadas con el mal estado de aceras y calzadas de la ciudad. En total, casi dos de cada diez notificaciones que llegan a los despachos municipales a través de esta herramienta son por este motivo.
Al margen de este 19%, la segunda categoría por orden de importancia es la falta de limpieza, con un 15%, y para completar las tres primeras categorías, San Emeterio indica que están las quejas relacionadas con los parques y jardines con un 12%. No obstante, hay que tener en cuenta que en la aplicación móvil a través de la cual se gestiona esta vía de comunicación con el Ayuntamiento, se diferencia entre limpieza viaria y basuras. En este sentido, esta segunda categoría acumula el 9% del total, por lo que las quejas que guardan relación con la labor que se hace por parte de la UTE de limpieza supone el 24%, por lo que si se aglutinaría en una sola, esta sería el principal foco de las demandas ciudadanas.
Por debajo del 10% hay otros motivos, como los relacionados con el mobiliario urbano, los puntos de agua o el alumbrado. Precisamente, este último servicio supone un 8% aunque San Emeterio destaca que se produjeron sobre todo «en un primer tramo tras la puesta en marcha de la Línea Verde en la que «todavía no estábamos trabajando con Ferrovial». Por este motivo, el responsable municipal resalta que ahora todas estas incidencias se tramitan a través de la empresa que gestiona el alumbrado, por lo que su peso en el total ha ido disminuyendo.
En cuanto a la resolución de las incidencias, SanEmeterio afirma que «tenemos solucionadas el 72% de las mismas» por lo que se demuestra que es un sistema que hace que se puedan resolver un buen número de incidencias. Un aspecto en el que el concejal destaca que cuando este sistema se utiliza bien, es decir que se trasmiten las incidencias menores en las que se puede actuar de una manera rápida, sí que se hace y se resuelven las quejas. Situaciones además que serían difíciles de localizar por parte del departamento de obras puesto que hay que tener en cuenta que hay casos en los que se comunica simplemente que hay una baldosa suelta.
Sin embargo hay otras demandas en las que hay que realizar una inversión mayor, algo que «no es el objeto de la aplicación», recuerda San Emeterio, puesto que para ese tipo de actuaciones hay que destinar una partida presupuestaria y esto hace que sea más difícil de resolver a corto plazo. Por este motivo, en el capítulo de pendientes se acumula un 17% por el 4% de las incidencias que se repiten o en las que hay un error. Fallos que se dan a pesar de que la aplicación no es compleja y en la que se puede enviar la queja con una foto aunque también se usa el sistema de geolocalización para detallar el punto exacto. Al margen de esta opción, los vecinos cuentan con otros mecanismos, como las redes sociales o el teléfono gratuito del 010.