scorecardresearch

Se podrá girar a la izquierda del bulevar a la calle Madrid

J.M.
-

Antes de final de año se pondrá en marcha una prueba piloto con una nueva regulación semafórica. No se descarta crear un carril de espera en el futuro

Los vehículos no pueden girar a la izquierda y la solución, tras descartarse una rotonda, pasa porque los semáforos y señales lo permitan. - Foto: Alberto Rodrigo

No habrá rotondas pero sí se permitirá el giro a la izquierda de los vehículos en el bulevar. En un único punto (sin contar el paso ya existente en Timoteo Arnaiz, bajo el puente de la autovía) que será en el cruce del vial diseñado por los arquitectos suizos Herzog & De Meuron con la calle Madrid. La decisión se ha terminado de concretar esta semana tras una reunión del área de Vías Públicas en la que ha participado el alcalde, Daniel de la Rosa, y en la que el concejal responsable del área, Miguel Balbás, confirma se ha acordado que «antes de final de año» se realice una nueva regulación semafórica para permitir el cambio de dirección hacia la izquierda desde los dos sentidos de la circulación.

Balbás detalla que se trata de una «prueba piloto» para estudiar el comportamiento del tráfico y que será «reversible». Es decir, si se detecta que genera más inconvenientes que ventajas se regresará a lo que existe en la actualidad.

Si todo va según lo previsto, el concejal detalla que el siguiente paso podría ser el de crear un carril de espera en cada sentido de la circulación para que se detengan en él los vehículos que pretenden girar hacia la izquierda.

En ese caso, sí sería necesario acometer una obra para encajar ese tercer carril en un pequeño tramo y la solución pasaría por estrechar las aceras. Se entiende que son lo suficientemente amplias y que no habría problema por reducir su tamaño.

Esa decisión, en cualquier caso, no se adoptará hasta pasadas unas semanas o meses del inicio de este ensayo. Y aquí caben las tres opciones: que sea suficiente con la regulación semafórica que permita girar a la izquierda, que se entienda que es mejor crear ese carril de espera o que haya que abortar el unto de partida y regresar al punto de partida.

Lo que está del todo descartada es aquella idea que se barajó en su día de llegar a construir hasta 5 rotondas a lo largo de todo el recorrido del bulevar y que el propio alcalde, en primera persona, frenó tras conocerla. Incluso se llegó a encargar un proyecto para encontrar su encaje que se ha terminado guardando en un cajón.

El primer edil, al igual que se ha defendido siempre desde la Concejalía de Tráfico, entiende que no se puede romper la filosofía con la que fue construido ese vial y de ahí que la única opción que se maneje es ese giro a la izquierda en la calle Madrid. Con una nueva regulación semafórica y como mucho con la construcción de esos carriles de espera.

El PSOE llegó a plantear también hace tiempo que el carril reservado para autobuses y taxis pudiera ser utilizado también por Vehículos de Alta Ocupación (VAO), pero esta propuesta, al menos por el momento, parece haberse quedado en el olvido.