scorecardresearch

Castilla y León y Cantabria, unidos en Sanidad y Educación

A.C.
-

Los presidentes de ambas comunidades, Alfonso Fernández-Mañueco y Miguel Ángel Revilla, han sellado en Arija un convenio que dará servicio a 12.000 vecinos del norte de Palencia y de los alfoces de Santa Gadea y Bricia, Arija y Valdebezana, en Burgos

Castilla y León y Cantabria, unidos en Sanidad y Educación

Los presidentes de las comunidades autónomas de Castilla y León y Cantabria, Alfonso Fernández Mañueco y Miguel Ángel Revilla, han formalizado esta mañana en Arija la firma de un convenio de colaboración para mejorar la prestación de los servicios públicos en común que se extenderá a cerca de una veintena de áreas de actuación. Ambos han puesto de manifiesto que las fronteras administrativas no deben ser un obstáculo para atender las necesidades de las personas, por lo que se contemplan actuaciones conjuntas en numerosas áreas de interés común, como son la atención sanitaria, educación y servicios sociales, medio ambiente, infraestructuras, cultura y turismo, economía e innovación, protección civil o atención al ciudadano.

Esta iniciativa busca mejorar las condiciones de vida de la ciudadanía residente en las áreas limítrofes de ambas comunidades autónomas, que en el caso de Castilla y León son los 12.000 habitantes del norte de Palencia y de los municipios burgaleses del Valle de Valdebezana, Arija y los alfoces de Santa Gadea y Bricia. Ambos territorios tienen en común la dispersión de la población y el envejecimiento de sus vecinos, que verán mejorados los servicios que reciben y podrán ahora ser atendidos en los centros sanitarios más próximos, aunque no pertenezcan a su comunidad autónoma.

En materia sanitaria se incluyen acuerdos en Atención Primaria, Atención Hospitalaria, Atención Sanitaria en Urgencias, Emergencias y Transporte Sanitario y la colaboración en el Programa de Trasplante Pulmonar. A partir de ahora, se utilizarán los recursos más cercanos, independientemente de que éstos pertenezcan a una u otra comunidad autónoma.

En concreto, en Atención Primaria, vecinos de los pueblos de Valderredible podrán ser atendidos en la zona básica de salud de Valle de Valdebezana (Burgos) y, de forma recíproca, desde la localidad cántabra de Mataporquera y de Valderredible se atenderá a la población palentina.

En atención hospitalaria, pacientes de varios pueblos de Valderredible podrán ser asistidos en el complejo residencial de Burgos y el Hospital Tres Mares de Reinosa hará lo propio con más de 12.000 habitantes de Castilla y León procedentes de Palencia y de los municipios burgaleses de Valle de Valdebezana, Arija y los alfoces de Bricia y Santa Gadea. Desde el centro cántabro también se realizará la prestación radiológica programada a pacientes de Palencia y se mantiene la colaboración en el programa de trasplante pulmonar del Hospital Valdecilla.

En salud pública, Cantabria y Castilla y León diseñaran programas de actuación conjuntos y estrategias de intervención en materia de prevención de peligros biológicos, químicos y físicos.

En materia educativa, se abrirá la posibilidad de que los alumnos de localidades limítrofes de ambas comunidades puedan disfrutar de los derechos relativos a admisión en centros y servicios complementarios de comedor, transporte, ayudas al estudio y, en su caso, residencia.

(Más información en la edición impresa de Diario de Burgos de este miércoles)