scorecardresearch

Los 122 burgaleses muertos en Marruecos

R. PÉREZ BARREDO
-

En el centenario del Desastre de Annual, el historiador Luis Hernando Arribas honra con un libro la memoria de los burgaleses que perecieron combatiendo en el Rif. La obra también incluye a quienes murieron en las guerras de Cuba y Filipinas

Luis Hernando Arribas, con su libro. - Foto: Alberto Rodrigo

La Segunda Guerra de Marruecos, también conocida como Guerra del Rif, mantuvo en vilo a España durante más de tres lustros, entre 1911 y 1927, y tuvo en el año 1921 su punto álgido con el famoso Desastre de Annual, la mayor catástrofe bélica de la moderna historia de España, hecho del que se cumplen cien años en julio. España y Marruecos se enzarzaron en una contienda que dejaría como resultado decenas de miles de muertos, el descrédito de un país que lo había perdido prácticamente todo y la aparición de una nueva mentalidad militar que sólo una década después acabaría gestando una sublevación que derivaría en guerra civil. Después de que en 1909 guerrilleros de la región del Rif atacaran por sorpresa a los trabajadores que estaban construyendo la línea del ferrocarril en Melilla, causando numerosas bajas entre los operarios españoles, se produjo una reacción tan inmediata como dolorosa, siendo su ataque un fracaso en el conocido comoBarranco del Lobo, donde perecieron 150 soldados españoles.

Con Alfonso XIII en el trono y Maura como presidente del Gobierno, España, que aún se lamía las heridas por la pérdia de las últimas colonias de ultramar, se lanzó a la conquista del Rif, tomando una impopular medida: la llamada a filas de miles de reservistas, buena parte de los cuales eran únicos sostenes económicos de sus familias, lo que se tradujo en violentas protestas y en huelgas generales. Aunque España logró aquel año imponerse a los rebeldes rifeños, las brasas del enfrentamiento no se extinguieron definitivamente, y en 1911, una nueva sublevación de guerrilleros marroquíes dio origen a la guerra abierta -donde mediaron hasta las armas químicas- que se acabó prolongando hasta el Desembarco de Alhucemas, en 1926, que dio el triunfo a los españoles (con el apoyo de los franceses) y el control total sobre el Protectorado Español en esa zona de Marruecos.

Fueron muchos los burgaleses llamados a filas para combatir en el Rif. Y muchos de ellos murieron. Ahora, cien años después del Desastre de Annual, un libro honra la memoria de todos los caídos en aquel trágico episodio del verano de 1921. El historiador Luis Hernando Arribas ha buceado en archivos para sacar a la luz en la obra Memoria de los desastres las listas de todos los burgaleses combatientes que perdieron la vida en Marruecos (el libro incluye también las de quienes perecieron en Cuba y Filipinas). Se conocía el papel de algunos burgaleses en la contienda con los rifeños, caso de Manuel Ruigómez de Velasco, médico militar de Villasana de Mena que en julio de 1919 protagonizó un valeroso acto que le valió la Cruz Laureada de San Fer nando; también el de Eduardo Pérez Ortiz, militar liberal y político de hondas convicciones republicanas nacido en Miranda de Ebro que desde 1911 participó en la Guerra de Marruecos como teniente coronel de Infantería, donde vivió en primera línea uno de los episodios más terrible del enfrentamientos con Marruecos, el Desastre de Annual. Pero los nombres de quienes allí perdieron la vida habían quedado olvidados en archivos y sus nombres languidecían en los periódicos de la época que daban cuenta de las pérdidas. Hasta que Luis Hernando Arribas los ha honrado incluyendo sus nombres y su lugar de origen en este libro. 

En 1921, Abd el-Krim comandaba a las tropas rifeñas, infligiendo a las españolas pequeñas pero continuas derrotas, provocando continuos quebraderos de cabeza al Gobierno español. Sin embargo, el líder cabileño dirigiría en julio de ese año una acción bélica de enorm éxito para sus aspiraciones. La ofensiva, conocida como el Desastre de Annual y en la que los guerrilleros rifeños conquistaron la plaza castrense más importante del Protectorado que defendía el general Fernández Silvestre, se saldó con 10.000 víctimas mortales españolas, de las que 122 eran burgalesas. Se da la circunstancia de que aquel día el monarca español se hallaba en Burgos, celebrando los fastos del VII centenario de la Catedral de Burgos, ajeno a la masacre de sus compatriotas. «Los mandos fueron temerarios y se infravaloró a los rifeños; y las condiciones de los soldados estaban en malas condiciones», explica Hernando, que debe su aventura editorial a José Manuel Renuncio. «La idea del Protectorado era civilizar aquella zona. Y lo que era una acción buena se convirtió en un neocolonialismo cristiano con mucho protagonismo militar», concluye el historiador.

Los 122 caídos en Annual:

Isaac Rojas Abajas

Florentino Munguiro Ahedo Bureba

Emiliano Marquina Ahedo Butrón

Francisco Isla Alfoz de Santa Gadea

Manuel Álvarez Aranda de Duero

Gregorio Gómez Aranda de Duero

Paulino San Miguel Aranda de Duero

Mariano Porras Arraya de Oca

Félix Albaina Condado Treviño

Julián Martínez Los Balbases

Francisco Martínez Baños de Valdearados

Silverio Marañón Barbadillo del Mercado

Pedro Blanco Barbadillo del Pez

Felipe Alonso Belorado

Eusebio Castro Belorado

Basílides Izquierdo Boada de Roa

Ángel Aguarón Briviesca

Gregorio Fernández Briviesca

Pedro Pérez Briviesca

Vicente Bandrés Burgos

Eulogio Delgado Burgos

Saturnino Espiga Burgos

Juan González Burgos

Miguel Hidalgo Burgos

Nicolás López Burgos

Urbano Achiaga Cameno

Dalmacio Pozo Castrillo Solarana

Ramón Vega Castrillo del Val

Serapio González Castrojeriz

Cayo Monzón Cilleruelo de Abajo

Leoncio Mediavilla Coculina

Julio Moreno La Cueva de Roa

Tobías Fernández Fresnedo

Marcelo García Fresnillo de las Dueñas

Miguel Villanueva Frías

Maximiliano Álvaro Fuentelcésped

Toribio Miguel Fuentemolinos

Quintiliano Sanz Fuentenebro

Ciricaco Ruiz Gobantes

Anselmo Presto Gumiel de Izán

Alejandro Teradillos Gumiel de Izán

Anastasio Sainz Herbosa

Lucas Pérez Hiniestra

Domiciano Herrera Hontoria de Valdearados

Basilio Ibeas Hurones

Eusebio Gutiérrez Ítero del Castillo

Félix García Jaramillo de la Fuente

Luis Santamaría Lara de los Infantes

Lorenzo Muñoz Loma de Montija

Félix Angulo Miranda de Ebro

Simón Arnaiz Monasterio de Rodilla

Anastasio Resines Moneo

Tomás Arnaiz Montejo de Bricia

Mariano Martínez Nava de Roa

Donato Mozuelos Nela

Florentino Rodríguez Ocilla

Gregorio Esteban Olmedillo de Roa

Calixto Martínez Olmedillo de Roa

Mariano Picón Oquillas

Cirilo del Río Palacios de Benaver

Pascual Llorente Palacios de la Sierra

Marceliano Arroyo Pampliega

Heliodoro González La Parte de Bureba

Ángel Bastián Pedrosa del Príncipe

Secundino Ganzo Pedrosa del Príncipe

José López Pedrosa de Valdeporres

Manuel Gonzalo Peñaranda de Duero

José Hernán Peñaranda de Duero

Vicente Díaz Piérnigas

Baldomero Sebastián Pinilla de los Moros

Daniel Redondo Pinilla de los Moros

Bernardo Herrero Pinilla Trasmonte

Fabio Ruiz Pradoluengo

Gabriel Sainz Puente Arenas

Eugenio Casas Quintana del Pidio

Saturnino Alonso Quintanadueñas

Mariano Antolín Quintanar de la Sierra

Teodosio Peñalba Quintanarraya

Calixto Suazo Quintanilla del Agua

Félix González La Rebolleda

Manuel Gil Roa

Miguel Alonso Rojas

Buenaventura López Salazar

Eustaquio Hierro Salinas de Rosío

Narciso Martín Sandoval de la Reina

Felipe Fernández San Martín de Ollas

Timoteo Argote San Martín del Zar

Martiniano Ruiz San Medel

Juan Campillo Santa Coloma del Rudrón

Emiliano Sainz Santa Olalla

Jesús Peña Sargentes de la Lora

Félix Peña Sasamón

Eusebio Nebreda Tejada

Justiniano Muñoz Terradillos de Bureba

Vicente García Terradillos de Sedano

Cirilo del Moral Toba

Leoncio López Tordómar

Eustaquio Fernández Tordueles

Celestino López Trespaderne

Aquilino Álvarez Tubilla del Agua

Albino Díez Valdorros

Heliodoro Alcalde Villaescusa del Butrón

Francisco Herrera Villafranca Montes de Oca

Jesús Zorrilla Villalacre

Macario Zorrilla Villalázara

Gerardo Díaz Villalba de Losa

Isamel Sagredo Villalbos

Timoteo Gutiérrez Villanueva de Odra

Manuel Gómez Villarcayo

Francisco González Villarías

Fermín García Villarmentero

Rafael Corral Villasandino

Cosme Arnaiz Villayerno Morquillas

Saturnino Ortega Vivar del Cid

Crescenciano Martínez Zarzosa de Riopisuerga

Mauricio Hernando Zazuar

Benedicto Minguela Zazuar

Valeriano Marín Pineda

Emilio Díez Burgos

Gaspar Gil Burgos

Liborio Pérez Burgos