scorecardresearch

La contratación estival crecerá un 14% en Burgos

DB
-

Se prevén firmar 2.670 nuevos vínculos laborales durante el verano frente a los 2.335 que se registraron en el del 2020 en toda la provincia

La hostelería aglutinará buena parte de ese incremento de las contrataciones. - Foto: Patricia

La campaña de verano vendrá acompañada de la firma de 2.670 nuevos contratos de trabajo en la provincia de Burgos según las previsiones difundidas ayer lunes por la empresa de recursos humanos Randstad. Ello supone un incremento del 14,3% en comparación con los 2.335 que se anotaron el verano pasado, un porcentaje no obstante muy similar al que se alcanzará a nivel regional y ostensiblemente inferior al nacional.

En el conjunto de Castilla y León, la compañía calcula que se firmarán 21.670, un 12,2% más que los 19.308 del 2020, mientras que en todo el territorio nacional la cifra llegará a los 438.550, un 20,7% más que los 363.243 que se sellaron entre empresas y trabajadores hace exactamente un año.

En términos absolutos, el informe de Randstad pone de manifiesto que Andalucía (90.640), Catalunya (62.790), la Comunitat Valenciana (48.070) y la Comunidad de Madrid (46.500) son las autonomías donde se incorporarán más profesionales, suponiendo el 56,5% el total de contrataciones de verano. Pese a las buenas previsiones de Randstad, la empresa explicó en un comunicado que la cifra prevista estará todavía casi un 30% por debajo del volumen alcanzado en 2019, cuando el nivel de contratos superó las 621.000 firmas. «El incremento en cerca del 21% de los niveles de contratación de cara a este verano es una de las mejores noticias que podemos recibir tras el golpe de la pandemia. Aunque aún estamos lejos de los volúmenes previos a la aparición del virus, este crecimiento de la contratación nos indica que caminamos de manera decidida hacia la recuperación», aseguró Valentín Bote, director de Randstad Research.

Otro reto para la recuperación será la campaña de rebajas que, tras la buena experiencia del comercio electrónico, se espera que también se dinamice en el canal físico. De ser así, las incorporaciones de estos perfiles comienzan en junio y se alargan durante julio y agosto, siendo promotores, dependientes y puestos de atención al cliente los más valorados. La hostelería es otro de los sectores que más impulsan el empleo en el periodo estival y en el que se espera mayor dinamismo, si se siguen aliviando las restricciones. Los hoteles y otros tipos de alojamientos logran tasas de ocupación muy altas.