scorecardresearch

Dragones a la altura de Dubái

A.S.R.
-

Tiritirantes se cuela entre las 32 compañías españolas que participan en la Expo Universal. La burgalesa llega en diciembre a Emiratos Árabes con su espectáculo 'Ulterior. El viaje'

Cuatro miembros de Tiritirantes viajarán al país asiático con estos tres dragosaurios y la bola gigante para actuar del 2 al 5 de diciembre. - Foto: Luis Marino Cigüenza

La locura, inventiva y genialidad del profesor Copérnico es ilimitada. Su máquina del tiempo pulveriza los relojes... y las fronteras. Manda a su desastroso contramaestre Segundo (él se queda en casa con la grácil mujer pájaro Ainé) de nuevo al futuro para encontrarse con un público nuevo. El hilo de Ulterior. El viaje se estira hasta los Emiratos Árabes Unidos. Tiritirantes lleva su espectáculo hasta la Expo Universal de Dubái, que se celebra en el país asiático hasta el 31 de marzo. 

La burgalesa es una de las 32 compañías seleccionadas para actuar en el Pabellón de España, junto con nombres como Miguel Poveda, el Ballet Nacional de España, María Terremoto, Artefactum o Isabel Vázquez. Y sus integrantes están felices. 

«Para nosotros, por un lado, está la experiencia de irte tan lejos y actuar allí y, por otro, intervenir en una Expo Universal te da un renombre y una proyección interesantes», resume Óscar Ortiz, que volará junto a Jacinto Alonso Caballero, Angélica Gago y David Olalla. Presentarán esta propuesta, estrenada hace cuatro años y aún de gira, los días 2, 3, 4 y 5 de diciembre, con dos pases diarios. 

Reconocen que no van con unas expectativas claras. En poco más de un mes descubrirán qué los depara esta aventura. «Es una experiencia y un trabajo más, pero, de cara al currículum, el hecho de que te hayan seleccionado para que tu espectáculo represente a España sí dará un nombre y un prestigio», destaca el actor al tiempo que aclara que no es esto lo que les mueve, aunque sí han sopesado las puertas que pueden abrirse tras su paso por este escenario. 

Más de 7.500 kilómetros separan Burgos de Dubái. Todo un viaje al futuro para los ayudantes del maestro Copérnico, que se queda en su laboratorio ante la imposibilidad de trasladar su máquina del tiempo. Sí conseguirá que lleguen sus dragosaurios, esos seres futuristas de hasta cinco metros de altura, exóticos, extravagantes y cariñosos. 

Es la primera vez que en sus casi veinte años de historia, el grupo burgalés lleva sus trabajos al continente asiático. No porque no hayan recibido llamadas de allí, que sí lo han hecho, e incluso de otras latitudes (Brasil, México...), y no por falta de ganas y ambición, sino por la compleja logística con la que se topan las compañías de artes escénicas. He ahí el lado prosaico de su trabajo, muy determinante y muy desconocido. «De Dubái nos han llamado empresas muchas veces, pero unas te piden adelantar, otras te proponen meter la escenografía en un contenedor de barco en un viaje que se puede alargar tres meses por lo que no podrías trabajar en ese tiempo con ella... Ir con el Ministerio de Cultura hace que todo sea más serio y seguro», se explaya Ortiz. 

Las condiciones no pueden ser mejor en esta ocasión y los miembros de Tiritirantes esperan que la loca troupe de personajes excéntricos con los que viajan los den tregua y, cual turistas, puedan visitar la Expo y sentirse pequeños entre los rascacielos de Dubái.