scorecardresearch

La actualización de tramos de la A-73 aleja aún más su final

L.M.
-

Peligra su funcionamiento en esta década. La puesta al día del proyecto entre Báscones y Aguilar de Campoo se demorará aún años, por lo que el Ministerio de Transportes no podrá licitar la obra parada en 2018 hasta, como mínimo, 2024

El último tramo de la A-73, íntegramente en suelo palentino, consta de 6 kilómetros entre Báscones de Valdivia y Aguilar de Campoo. - Foto: Miguel Ángel Valdivielso

En el escenario más conservador, la previsión de entrada en servicio de la A-73 entre Burgos y Aguilar de Campoo se fijó en 2013. Este planteamiento se hizo allá por 2008, cuando el Ministerio fue licitando y adjudicando la mayoría de los tramos.

Catorce años después el panorama es desolador y todo indica que, de continuar con la lentitud en la tramitación y tener que sumar a esta los largos procesos de actualización y ejecución de proyectos que se han de afrontar, la autovía no será realidad hasta la próxima década. El ejemplo más claro de ello es que el Ministerio de Transportes no tendrá en sus manos la puesta al día del estudio de construcción entre Báscones de Valdivia y Aguilar de Campoo hasta, al menos, finales de 2023 o principios de 2024.

Dos años tiene de plazo la ingeniería pública Ineco para actualizar el proyecto del trazado entre las localidades palentinas, un recorrido de apenas 6 kilómetros pero que se ha convertido en un auténtico quebradero de cabeza. Del mismo modo, aún no se ha empezado a trabajar en la actualización de los dos tramos burgaleses pendientes y que están en una situación idéntica al palentino.

(Más información, en la edición de papel de hoy de Diario de Burgos)