scorecardresearch

La sanidad privada acusa a la Junta de poca colaboración

SPC
-

Los gerentes de los centros denuncian que la Consejería aún no abonado la prestación del servicio que dieron durante la primera ola de la pandemia

Imagen del quirófano del hospital HM Regla de León. - Foto: Ana M. Díez

El director territorial noroeste de HM Hospitales, Ricardo Aller, y el director general en la Fundación Hospital General Santísima Trinidad de Salamanca, Manuel Benavente, coincidieron ayer en criticar la falta de colaboración con la Junta, a la que acusaron de solo hacer un «uso» y una «utilización» de sus redes en momentos puntuales, como ocurrió durante la pandemia de la covid-19. En este sentido, lamentaron que la administración autonómica no aproveche todos los recursos disponibles en beneficio del paciente, hasta el punto que Benavente aseguró que se han «infrautilizado» sus medios.

Con motivo del encuentro digital 'Sanidad privada, aportando valor', los responsables de algunos de los complejos asistenciales de la Comunidad repasaron la labor realizada por sus centros durante la pandemia, sobre todo durante la primera ola de la pandemia. Aller lamentó que la administración pública haga un uso de la sanidad privada cuando no puede asistir a todos sus pacientes. «Ha habido centros que fueron aprovechados durante los meses más duros de la pandemia pero otros, no», significó. Y eso, precisó, se traduce en que la contribución del sistema privado a lo público haya caído en los últimos años. «Yo no entiendo la colaboración de esta manera», sentenció. 

En el mismo sentido, se pronunció el responsable de la Fundación Hospital General Santísima Trinidad, quien consideró, según recogió la Agencia Ical, que la colaboración debe tener dos partes. Manuel Benavente cargó contra la gestión de la administración pública durante la crisis sanitaria que se centró «única y exclusivamente» en la ausencia de enfermedad y sobre todo, de la covid. 

Por su parte, la gerente del Hospital Campo Grande de Valladolid, Belén Gallego, añadió que los centros privados como el suyo contribuyeron, durante la pandemia, por velar «conjuntamente» por la salud de los ciudadanos. 

Los intervinientes apuntaron que la asistencia en sus centros se ha normalizado, hasta el punto de haber a datos prepandemia. En la actualidad, el 57% de los hospitales y el 23% de las camas de Castilla y León son de titularidad privada. Centros que, según lo expuesto por la Fundación IDIS, llevan a cabo el 16,7% de los actos quirúrgicos, el 12,7% de los ingresos y atiende el 17,8% de las urgencias. 

Una nota de 6,42

El documento presentado ayer también pone de manifiesto que los castellanos y leoneses otorgan un 6,42 sobre diez a la sanidad privada, lo que supone medio punto menos que la asistencia pública (6,93). Los responsables mostraron su satisfacción por que el aumento de la percepción media de la sanidad privada, que subió el año pasado un 4,3% en un contexto «tremendamente crítico» por la crisis sanitaria. El estudio  también recoge que el 74% consideró «necesario» impulsar la cooperación entre el sector público y privado.