scorecardresearch

Vecinos del Casco Viejo critican la agresividad del botellón

Ó.C.
-

Esta zona de Miranda se ha convertido en un punto negro en el que se reúnen «entre 200 y 300 jóvenes» los fines de semana. La noche del pasado sábado apedrearon una vivienda por las quejas de una afectada

La suciedad que queda al día siguiente es la imagen más llamativa, pero no es la que más preocupa a los vecinos. - Foto: Ó.C.

Los fines de semana se están convirtiendo en una pesadilla para los vecinos del Casco Viejo, en concreto, para los que residen en una zona apartada frente al cementerio y frente al ferial. En este punto critican que desde hace semanas se congregan «entre 200 y 300 jóvenes para hacer botellón» y la estampa se repite cada sábado sin remedio. Sin embargo, a estas alturas denuncian que el problema con el que conviven evoluciona y algunos grupos muestran «mucha agresividad», en el momento en el que les piden que moderen el volumen o dejen de molestar.

«Todas esas piedras que ves en el suelo, las tiraron contra la fachada de mi casa», lamenta una de las afectadas, que señala con el dedo la pared de su vivienda donde se observan multitud de piques producidos por los impactos de la noche anterior. El ataque no llegó solo, porque a la lluvia de piedras y botellas hay que sumar los insultos y por eso avanza que «voy a ir a denunciar la situación ante la Policía Nacional», ya que tiene miedo «porque conmigo viven niños pequeños y cualquier día puede ocurrir una desgracia».

(Más información en la edición impresa)