Diario de Burgos
Saltar Publicidad   Cerrar   

Publicidad

La Benemérita controlará los coches que acuden de fiesta a Belorado

I. Elices / Burgos - martes, 4 de diciembre de 2012
A la derecha, Del Barco (fondo), Arribas (centro) y Salom Clotet, en la reunión celebrada en la Subdelegación. - Foto: DB/Luis López Araico
La Guardia Civil establecerá dispositivos para vigilar la entrada y salida de personas los fines de semana, puentes y fiestas «a fin de disuadir a aquellos que acuden con afán violento»

Belorado no es ni mucho menos una ‘ciudad sin ley’, pero los últimos episodios de violencia -con la muerte de un joven de Redecilla por una agresión en una zona de copas- unidos a la oleada de robos que sufrió la localidad a principios de año sí la sitúan como un punto caliente desde el punto de vista de la seguridad.
La Subdelegación de Gobierno no esa ajena a estas circunstancias y va a reforzar por la mañana, tarde y noche la vigilancia en el pueblo. El número de servicios de la Guardia Civil aumentará en los próximos días y, sobre todo, se centrará en controlar las entradas y salidas al pueblo los fines de semana, los puentes y las fiestas, según señaló el alcalde, Jorge del Barco.
Es todo un síntoma de que la villa vive una situación anormal el hecho de que ayer se constituyera, por primera vez, la Comisión de Seguridad de Belorado, a la que asistieron el propio Del Barco;el subdelegado de Gobierno, José María Arribas, y el teniente coronel de la Guardia Civil, Miguel Salom. En la reunión decidieron «aumentar la presencia policial» a todas las horas del día y, sobre todo, en las zonas de copas, los fines de semana».
Hay que recordar que Eduardo Valgañón, de Redecilla del Camino, falleció tras ser golpeado por un ciudadano rumano  a la entrada de la discoteca John Lennon. Y que otro joven, en días anteriores -según señaló ayer Del Barco- fue también agredido por un sujeto de la misma nacionalidad.
En este sentido, la Guardia Civil de Belorado impondrá más controles para identificar a las personas que acuden al pueblo en las tardes y noches de los fines de semana «con el ánimo de disuadir a quienes acudan para reincidir en actos violentos».
Dentro de unas semanas, en una fecha aún por fijar, esta comisión se volverá a reunir para analizar los resultados de este refuerzo de la vigilancia y establecer si son necesarias la puesta en marcha de otro tipo de medidas. En todo caso, el alcalde mantendrá reuniones periódicas con el puesto de la Benemérita de Belorado.
En el pueblo, en estos momentos, según indica Del Barco, se respira una calma tensa «porque en poco tiempo se ha juntado la oleada de robos con la detención de varios ciudadanos rumanos relacionados con ellos y los últimos episodios violentos en zonas de ocio».

Alteran la convivencia

El regidor municipal no extiende la responsabilidad de estos sucesos a toda la comunidad rumana, «sino a un grupo de personas de esta nacionalidad, que altera de algún modo la convivencia en el pueblo». Y es que, además, C.M.P., el agresor de Eduardo Valgañón detenido por la Guardia Civil, fue visto esa noche por algunos jóvenes de Belorado junto a dos de esos ciudadanos ‘conflictivos’ de la localidad. En todo caso, Del Barco valora la serenidad con que el municipio está afrontando los hechos, «ya que sobre todo la muerte de Eduardo Valgañón provocó una gran conmoción y rabia en los habitantes».
Asimismo, subraya la labor de la Guardia Civil y el clima de colaboración con la Subdelegación de Gobierno. En especial, destacó la operación relámpago que permitió detener a las pocas horas al autor de la agresión al joven de Redecilla que perdió la vida el 18 de noviembre de madrugada.

Compartir en Facebook
Compartir en Google Plus
Compartir en Twitter
Grupo Promecal
Se recomienda una resolución de pantalla de 1024x768 y las últimas versiones de los navegadores.
Diario de Burgos digital se basa en el Sistema de Gestión de Contenido desarrollado por Escrol