Diario de Burgos
Saltar Publicidad   Cerrar   

Publicidad

Sucesos

Fallece el joven herido tras recibir un puñetazo en Belorado

J.A. de Hoyos / Belorado - lunes, 19 de noviembre de 2012
En torno a 400 personas se concentraron en la tarde de ayer en la plaza beliforana en repulsa por esta agresión. / fotos: J. alcalde de hoyos - Foto: J.A. de Hoyos
Eduardo Valgañón, de 32 años y natural de Redecilla del Camino, no ha podido superar las gravísimas lesiones con las que ingresó en la UCI la madrugada del domingo


Eduardo Valgañón, de 32 años de edad y natural de Redecilla del Camino, aunque residente en Logroño donde trabajaba, ha fallecido esta mañana en la UCI del Hospital Universitario de Burgos, donde ingresó la madrugada del domingo con un fuerte traumatismo craneoencefálico, a causa de un puñetazo.

El joven resultó herido de gravedad en la madrugada del domingo a las puertas de la discoteca ‘John Lennon’, de Belorado, a donde había acudido de fiesta con unos amigos. Aunque vivía desde hace un tiempo en la capital riojana, el joven regresaba a Redecilla prácticamente todos los fines de semana.

Al parecer, hacia las 4,45 horas, un grupo de jóvenes, entre ellos Eduardo, accedía a la sala de fiestas cuando, al mismo tiempo, obligados porque alteraban el orden, salía otro grupo de jóvenes extranjeros. Entre estos últimos, un rumano que, según algunos testigos, soltó el puño y fue a parar a la cara del joven de Redecilla. Por efecto del golpe cayó al suelo y sufrió pérdida de la consciencia, ya fuera por el puñetazo o por el propio golpe al caer. Fue trasladado por dos vecinos al Centro de Salud y posteriormente, dada su gravedad, evacuado a Hospital Universitario de Burgos en ambulancia, donde permanece en estado crítico. El presunto agresor fue detenido momentos después de lo ocurrido, según manifestaron fuentes de la Guardia Civil al alcalde de Belorado, Luis Jorge del Barco.

Tanto en Redecilla del Camino, como en Belorado y toda la comarca la consternación e indignación es total por lo sucedido en la madrugada del domingo. Tras unos meses de relativa calma, el miedo se hace palpable de nuevo entre los vecinos de la zona que hablan de «inseguridad ciudadana».
A través de internet, familiares y amigos de Eduardo Valgañón convocaron ayer, a las 6 de la tarde, una concentración en la plaza de Belorado para mostrar su repulsa por lo sucedido, a la que se sumaron los alcaldes de Redecilla, Julio Gallo, y de Belorado, Luis Jorge del Barco.
A esta concentración acudieron unas 400 personas que recriminaron la acción del joven rumano a la salida de la discoteca John Lennon, ya que al parecer propinó un fuerte golpe al joven de Redecilla del Camino sin mediar discusión. Desde megafonía, el alcalde beliforano manifestó su rechazo a lo ocurrido, ofreciendo su apoyo a los familiares y prometiendo hacer las gestiones pertinentes para que no vuelvan a suceder hechos como el ocurrido la madrugada del domingo.
 Familiares del joven llegados desde Redecilla del Camino, donde Eduardo cuenta con 12 tíos y más de 20 primos, se sumaron a la concentración. Éstos mantuvieron una larga conversación con el alcalde de la localidad, Luis Jorge del Barco, que además de sugerirles que mantuviesen la calma y no adoptaran medidas fuera de lo legal, les manifestó el apoyo del Ayuntamiento.

POSIBLE ACUSACIÓN PARTICULAR. Tal y como confirmaron ayer sus respectivos alcaldes, tanto el Ayuntamiento de Belorado como el de Redecilla del Camino han convocado sendos plenos extraordinarios para hoy lunes en los que condenarán la agresión. Muy emocionado Julio Gallo, diputado provincial y alcalde de Redecilla del Camino, aseguró ayer a Diario de Burgos que el joven es muy querido en el pueblo. Los vecinos están muy afectados y, a excepción del propio regidor, el resto de concejales tienen lazos familiares con Eduardo Valgañón.
Por su parte, el alcalde de Belorado asegura sumarse al sentir de Redecilla del Camino y a su luto y añade que en el pleno extraordinario de esta tarde y, siempre si la Ley lo permite, se estudiará la personación del Ayuntamiento que preside como acusación particular contra el presunto agresor.
Por su parte, los familiares del joven agredido, se quejaban de no haber recibido ninguna información por parte de la Guardia Civil, ya que desconocían si el agresor estaba libre o había sido detenido, y se preguntaban cuántos hechos más de esta naturaleza tienen que  ocurrir para que se adopten medidas que eviten este tipo de agresiones. «¿Qué podemos hacer para defendernos?», se preguntaban sin ocultar su indignación.

Compartir en Facebook
Compartir en Google Plus
Compartir en Twitter
Grupo Promecal
Se recomienda una resolución de pantalla de 1024x768 y las últimas versiones de los navegadores.
Diario de Burgos digital se basa en el Sistema de Gestión de Contenido desarrollado por Escrol