Un riesgo que no cesa

P.C.P. - miércoles, 3 de agosto de 2016
El interior del edificio de la calle Progreso, enfrente del cuartel de la Policía Local en la zona sur, ayer mismo. - Foto: Alberto Rodrigo
Los dueños de Progreso, 14 burlan la orden municipal con un cierre que duró un día. El Ayuntamiento de Burgos amagó con enviar a la Brigada de Obras a tapiar los accesos y multarles por hacer caso omiso a sus requerimientos.

«Estamos aterrorizados pensando en un tercer incendio». El último fue el 21 de abril y «las casas de al lado se pusieron a 40 grados», dice una vecina. «Tampoco es para estar pensándolo todo el día, pero si hay un incendio, desaparecen 2 manzanas», explica.

Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Grupo Promecal
Diario de Burgos se basa en el Sistema de Gestión de Contenido desarrollado por Escrol
Auditado por Logo OJD