Diario de Burgos
Saltar Publicidad   Cerrar   

Publicidad

Villatoro / Daños en viviendas

Los vecinos se movilizarán para lograr una solución a las grietas

A. Pérez / Burgos - domingo, 25 de octubre de 2015
Cansados de la inacción del Ayuntamiento, los vecinos ya organizan cómo hacerse escuchar. - Foto: Patricia
El barrio ya planifica protestas al considerar un «parche temporal» las medidas que les ofrece el Ayuntamiento

Ante el escaso compromiso que los vecinos del barrio de Villatoro sienten por parte del Ayuntamiento con el problema que tienen con las aguas subterráneas que están provocando grietas en sus casas, la próxima semana comenzarán a organizar movilizaciones para obtener una solución firme y lograr que se empiece a trabajar «desde ya» en la solución del problema.
Cinco familias ya se han mudado, la sexta lo hará esta semana, tres casas han tenido que ser derribadas pero sus viviendas siguen con grietas y los propietarios continúan batallando. Quieren que tanto el Ayuntamiento como la Confederación Hidrográfica del Duero (CHD) atiendan sus demandas. Como se concluye de los estudios realizados por el Instituto Geológico y Minero de España, las causas de esta situación son responsabilidad de estas administraciones, algunas competen a la CHD y otras al Consistorio, según los vecinos.
 Sergio Simón, presidente del Consejo de Barrio de Villatoro, presentó ayer a sus vecinos las soluciones que los grupos del Ayuntamiento habían acordado para afrontar el problema. Una de las medidas que comunicó es la de las ayudas de entre un 30% y un 50% del coste de la pilotación de cimientos en las viviendas afectadas. Esas ayudas, a petición de los vecinos, se darán también retroactivamente para que, si se retrasa la aprobación del presupuesto, puedan reforzar los cimientos y recibir después el dinero. Esta solución les parece un «parche temporal por parte del Ayuntamiento hasta que logren que la Confederación actúe, ya que si se refuerzan los cimientos, pero no se solucionan los problemas que hay en las aguas subterráneas, tarde o temprano, volverá a ocurrir lo mismo», comentaba un vecino. Además, el coste de reforzar los cimientos es tan alto que aunque una parte se subvencione, sigue suponiendo un gran esfuerzo económico para los vecinos. La exención o rebaja de impuestos municipales hasta que las viviendas puedan ser habitadas de nuevo es otra de las medidas propuestas pero los vecinos la recibieron con escepticismo. Sí aprobaron la decisión del Ayuntamiento de ejercer más presión sobre la Confederación para que asuma sufragar la parte del problema que le corresponde.

Compartir en Facebook
Compartir en Google Plus
Compartir en Twitter
Grupo Promecal
Se recomienda una resolución de pantalla de 1024x768 y las últimas versiones de los navegadores.
Diario de Burgos digital se basa en el Sistema de Gestión de Contenido desarrollado por Escrol