Diario de Burgos
Saltar Publicidad   Cerrar   

Publicidad

Vivir
Senderismo / Aventura por los límites de Burgos

1.000 kilómetros por la linde

H. Jiménez / Burgos - domingo, 10 de julio de 2011
Dos miembros del colectivo Niphargus realizan la Vuelta a Burgos Andando, un recorrido siguiendo el perímetro de la provincia que empezaron por el oeste en febrero de 2010 y pretenden acabar este año

Carlos del Val y José Manuel Renuncio se saben de memoria las típicas excursiones de senderismo. Las rutas "trilladas" por los domingueros ya no tienen secretos para estos dos miembros del grupo espeleológico Niphargus. Un día, dándole vueltas a cómo emplear «esas jornadas tontas» que se quedan por la provincia y no les da por subir montañas en los Pirineos o en Uganda, decidieron inventarse un reto: recorrer lo más ajustadamente posible el perímetro del territorio burgalés, en un camino de 1.067 kilómetros totales que distribuyeron en 35 etapas y que pretenden finalizar antes de que se acabe 2011. Lo han llamado Vuelta a Burgos Andando y, por descontado, son los primeros a los que se les ocurre algo semejante.

La aventura empezó en febrero de 2010 en Itero del Castillo, en dirección sur. En pleno invierno, con pocas horas de sol, decidieron arrancar por un punto relativamente cercano a la capital y por etapas llanas a salvo de la nieve. A partir de entonces han pasado de todo.

Han sufrido el rigor de los mediodías de julio y agosto, han pisado hielos, les ha llovido, han hecho etapas a ciegas por culpa de la niebla y se han traído a casa en la suela de sus botas toneladas de barro. Y sin embargo están encantados con la experiencia y siguen con ella, pues aún les quedan casi 300 kilómetros.

José Manuel y Carlos andan ahora por el Valle de Mena, "La Selva" burgalesa en la esquina superior de la provincia, después de haber completado toda la fachada oriental incluyendo, por supuesto, las fronteras del Condado de Treviño. Muchas etapas las han hecho ellos solos pero en otras les han acompañado amigos que contribuyen a la logística y hacen más amenos los trayectos.

Quien quiera ir con ellos tiene que estar en buena forma. Las etapas tienen una media de 30 kilómetros de longitud (aunque la última constaba de 36), emplean 6 o 7 horas en recorrerlas y algunas son verdaderamente duras, con fuertes pendientes y buena parte del trayecto campo a través, sin caminos, sendero o trocha por los que abrirse paso.

Pero el sufrimiento, al menos a ellos, les merece la pena. Pese a su notable conocimiento de la provincia siempre hay oportunidades de descubrir nuevos paisajes. José Manuel destaca «el cerrato burgalés, un verdadero desierto poblacional entre Villafruela y Tórtoles de Esgueva en el que el pueblo más cercano está a 8 kilómetros en línea recta y donde las llanuras ofrecen una sorprendente variedad de colores». En contraste con las planicies del suroeste, Carlos se queda con la etapa de Pancorbo al río Ebro, cerca de Miranda, «que nos sorprendió por su dureza y en la que la ayuda del GPS fue más que nunca imprescindible».

La ayuda del posicionamiento por satélite y la preparación con mapas son de vital importancia, y aún así en no pocas ocasiones tienen que dar rodeos para buscarse la vida y llegar al destino de la forma más razonable posible. A veces resulta materialmente imposible seguir rigurosamente la linde, pero lo que no van a perdonar son los extremos norte, sur, este y oeste y los llamados trifinios, aquellos puntos en los que confluyen los límites de tres provincias (Segovia, Soria y Burgos, por ejemplo) de los cuales la provincia cuenta con 12.

Quienes quieran seguir sus pasos solo tienen que bucear en la web Niphargus.net o poner en el buscador más famoso del mundo «Vuelta a Burgos Andando». Allí encontrarán el detalle de los perfiles de las etapas ya realizadas, una inmensa galería de fotos y textos explicativos sobre las rutas. Falta coger mochila, cantimplora y bocata y lanzarse al campo.

Curiosidades sobre la provincia y sus fronteras

1. El perímetro total de la provincia de Burgos es 37 kilómetros más largo que la distancia por carretera entre Burgos y París y 320 kilómetros más largo que la distancia entre Roncesvalles y Santiago de Compostela por el Camino Francés. Si lo colocáramos en línea recta equivaldría a la distancia que separa Burgos de Londres.

2. Burgos es la provincia española que limita con más provincias (8), empatada con Zaragoza.

3. Burgos es la provincia española con más enclaves (4) en otras provincias: Condado de Treviño enclavado en Álava, Ternero y Sajuela enclavados en La Rioja y La Rebolleda enclavado en Palencia.

4. Burgos está en su extremo oriental a sólo 3,5 kilómetros de Navarra.

5. Los pueblos más extremos de Burgos en los cuatro puntos cardinales son Hinojal de Riopisuerga por el oeste, Fuentenebro por el sur, Obécuri por el este y El Berrón por el norte.

6. El punto de Burgos más cercano al mar se encuentra en los montes de Ordunte (Valle de Mena) a 18,5 kilómetros de distancia en línea recta de la costa.

7. El punto más bajo sobre el nivel del mar está en las inmediaciones de Arza (valle de Mena).

8. Burgos, junto con Cantabria y Palencia, vierte aguas a los tres mares de la

península ibérica.

Compartir en Facebook
Compartir en Google Plus
Compartir en Twitter
Grupo Promecal
Se recomienda una resolución de pantalla de 1024x768 y las últimas versiones de los navegadores.
Diario de Burgos digital se basa en el Sistema de Gestión de Contenido desarrollado por Escrol