Sufren la pésima campaña micológica

A.P. - jueves, 2 de noviembre de 2017
Foto de archivo de dos vecinos de la comarca recolectando níscalos, ejemplares que este año cuesta localizar. - Foto: Azúa
La sequía ha provocado una reducción del número de micoturistas y los vecinos han dejado de ingresar un dinero extra por la venta de setas. También bares, restaurantes y casas rurales están acusando el descenso de clientes

Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Grupo Promecal
Diario de Burgos se basa en el Sistema de Gestión de Contenido desarrollado por Escrol
Auditado por Logo OJD